Angélica Vale: “No al odio y al racismo”

Convertida en ciudadana estadounidense, la reconocida actriz insta a sus compatriotas mexicanos y a los latinos a votar por Hillary Clinton

¡Muestra tu orgullo latino!

Sigue a La Opinión en Facebook
Angélica Vale: “No al odio y al racismo”
Angélica Vale muestra orgullosa su certificado de ciudadanía. / Fotos: Jorge Luis Macías
Foto: Jorge Luis Macías

La actriz, cantante, comediante y conductora de televisión Angélica Vale se hizo ciudadana estadounidense ayer e hizo un llamado a sus compatriotas mexicoamericanos para que se registren y voten el próximo 8 de noviembre a favor de un candidato presidencial “que no quiera separarnos como familia, ni que nos regrese al pasado de racismo, brutalidad y de odio en Estados Unidos”.

Acompañada de su madre, “La Novia de México” Angélica María, su esposo Otto Padrón y otros familiares, Vale reflexionó sobre el paso que ha dado en su vida y resaltó las palabras de Mark Barash, el juez que presidió la ceremonia para los casi 3,700 nuevos ciudadanos.

“El juez nos ha motivado a no olvidarnos de nuestras costumbres, música, raíces, del lugar de dónde vienes, de tu comida y tradiciones”, dijo. “Por eso somos el gran país que somos; ahora sí ya puedo decir que somos”.

Nacida el 11 de noviembre de 1975 en la ciudad de México, reveló que desde 2015 pensó en convertirse en ciudadana y su motivación para lograrlo tomó forma cuando escuchó las “acusaciones tan feas que nos hizo el señor [Donald Trump] en los últimos meses contra los latinos y directamente en contra de los mexicanos”.

“A mí me queda claro que sus palabras fueron contra los latinos”, añadió. “Eso fue lo que me hizo que pensara, ¡no no, no; esto está mal!; yo tengo que hacer algo por los latinos que viven en este país, que no tienen papeles, que no pueden salir a votar o dar su opinión”.

Vale estuvo acompañada de su madre Angélica María (i) y de su esposo Otto Padrón (d). fotos: Aurelia Ventura
Vale estuvo acompañada de su madre Angélica María (i) y de su esposo Otto Padrón (d). / Foto: Jorge Luis Macías

“Aquí si podemos alzar la voz”

La actriz indicó que como latina sintió la necesidad de poner el ejemplo al someter su aplicación para la ciudadanía, empadronarse y acudir a las urnas el próximo 8 de noviembre,

“Como muchos otros latinos yo también estaba indecisa, pero aún hay poquito tiempo para registrarse y poder votar”, dijo. “Hay que lograr que nuestra voz sea escuchada, y para aquellos que dicen que no saben si van a votar, porque al final es lo mismo, les digo que venimos de unos países donde nuestros sistemas políticos son de verdad nulos, y estamos acostumbrados a que todo lo resuelvan los de arriba, y a ellos no les importa si vas a votar o no. Pero en este país {Estados Unidos} no es lo mismo’ aquí sí podemos alzar la voz y podemos mostrar que nosotros somos una parte muy importante de este país. Esa fue mi inspiración”.

Además, el embajador de México en Estados Unidos, Carlos Sada, la motivó para que su juramentación como ciudadana americana la hiciera pública.

“Me dijo, tú debes de poner el ejemplo a todos los mexicanos para que entiendan que no pierden su nacionalidad, que no dejan de ser mexicanos, pero que, si vives en este país, tienes que estar bajo las leyes estadounidenses y también tienes que ayudar a tu gente. Me da mucho orgullo que le estoy haciendo caso”, dijo.

Angélica Vale, su esposo, Otto Padrón, su madre, “La Novia de México”, Angélica María y varios integrantes de su familia posan al lado del honorable juez, Mark Barash, quien presidió la ceremonia de juramentación de la nueva ciudadana de Estados Unidos. Foto: Jorge Macías
Angélica Vale, su esposo, Otto Padrón, su madre, “La Novia de México”, Angélica María y varios integrantes de su familia posan al lado del honorable juez, Mark Barash, quien presidió la ceremonia de juramentación de la nueva ciudadana de Estados Unidos. Foto: Jorge Macías

A la solemne ceremonia solamente le faltó su padre, el comediante venezolano Raúl Vale, quien falleció en 2003 a causa de un cáncer pulmonar y su abuelita, la productora y primera actriz, Angélica Ortiz, quien falleció en 1996,

¡Ay, mi papi//yo creo que él estaría muy orgulloso de mi, por supuesto. Eso lo sé, y también mi abuelita [Angélica Ortiz]”, expresó. “Seguramente desde el cielo me estarán aplaudiendo”.

Angélica Vale, madre de los pequeños Angélica Masiel y Daniel Nicolás, se refirió, además, al dolor que sufren millones de personas, a causa de la separación provocada por la deportación de algún miembro de la familia.

Roland E. Lyons, del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS) en la oficina del Valle de San Fernando, entrega su certificado de naturalización a la actriz, cantante y comediante de origen mexicano, Angélica Vale. Foto: Jorge Macías
Roland E. Lyons, del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS) en la oficina del Valle de San Fernando, entrega su certificado de naturalización a la actriz, cantante y comediante de origen mexicano, Angélica Vale. Foto: Jorge Macías

“Que no nos pisoteen”: Angélica María

“Precisamente tenemos que salir a votar este 8 de noviembre para que no nos separen”, declaró. “Tenemos que votar para tener un presidente, o más bien, una presidenta que nos una, que no quiera separamos y que no quiera regresar a las cosas del pasado, de racismo, de brutalidad y de odio. Estamos en 2016 y creo que ya es hora de que reconozcan que la gran mayoría de nosotros venimos a trabajar honradamente y que, además, hemos llevado este país muy lejos”.

Indicó que su reto como ciudadana estadounidense, a partir de ahora, será convencer a sus compatriotas mexicanos, a que, si tienen “papeles” y la oportunidad de emitir su sufragio, lo hagan.

Su madre, Angélica María, de hecho, convenció a dos mujeres que juramentaron en el Centro de Convenciones, para que eligieran a la demócrata Hillary Clinton en la boleta electoral.

“Hay mucha gente que está confundida y dicen que votar es para tener más de lo mismo, y sí, en verdad es más de lo mismo, porque somos el país número uno del mundo”, dijo Angélica Vale.

Angélica Vale se toma una selfie durante la ceremonia de ciudadanía. Fotos: Jorge Luis Macías
Angélica Vale se toma una selfie durante la ceremonia de ciudadanía. Fotos: Jorge Luis Macías

A ello, la gran estrella de la canción y del cine mexicano, recordada por siempre por su exitosa telenovela “Muchacha italiana viene a casarse” una producción de Ernesto Alonso e intérprete de “¿A dónde va nuestro amor?” señaló: “Es que tienen que votar; si no votamos por alguien que sabe cómo Hillary Clinton, nadie nos va a defender; ella nos va a ayudar y si no votamos, vamos a estar peor e irnos para atrás y ese señor nos va a querer pisotear más de lo que ya han hecho…entonces, no podemos permitirlo; hay que votar por quienes nos va a hacer un bien, no por quien nos quiere aniquilar, dividir y nos quiere echar”.

¡Dieron el paso a la ciudadanía!

Miles de residentes permanentes se naturalizaron estadounidenses; algunos se decidieron por miedo a la deportación y al candidato presidencial republicano Donald Trump

“Donald Trump es un payaso y no hay que votar por él”, es el pensamiento de Edith Sandoval, de 35 años de edad, quien este martes juramentó lealtad a la bandera estadounidense y ya se registró para votar en las elecciones presidenciales de próximo 8 de noviembre.

Durante la última ceremonia de juramentación en este año, Edith, de oficio contadora y nacida en Petatlán, Guerrero, levantó su mano derecha, ondeó su bandera y prometió defender al país de las barras y las estrellas.

Junto con ella, también su madre, Josefina Sahagún se unió a los más de 3,700 nuevos ciudadanos que acudieron a la ceremonia solemne, en el Centro de Convenciones de Los Ángeles.

Edith Sandoval, su madre, Josefina Sahagún, ambas nacidas en Petatlán, Guerrero. / Fotos: Jorge Luis Macías

“Yo me hice ciudadana por miedo a la deportación”, comentó Josefina, quien se dedica al cuidado de sus hijos, en Riverside. “Quiero ser parte de este país y voy a votar. ¡Arriba las mujeres! ¡Arriba Hillary Clinton!”.

La felicidad de madre e hija, sin embargo, no ha sido completa: otros dos de sus seis hijos, Miguel y Judith son indocumentados y no son elegibles para la ciudadanía.

Claire Nicholson, portavoz de la Oficina de Servicios de Ciudadanía de Estados Unidos, dijo a La Opinión que, entre los 3,700 nuevos ciudadanos, México fue el país más representativo, seguido de El Salvador, Filipinas, Vietnam y China.

“Nos sentimos orgullosos de ser parte de la aventura de estos nuevos ciudadanos estadounidenses”, dijo Nicholson. “Ha sido importante que hayamos podido contribuir a que completaran su proceso”.

Cientos acidoeron a la ceremonia de naturalización celebrada ayer en Los Ángeles. / Foto: Jorge Luis Macías
Cientos acidoeron a la ceremonia de naturalización celebrada ayer en Los Ángeles. / Foto: Jorge Luis Macías

Por su parte, José Luis Patino, un electricista nacido en Irapuato, Guanajuato, comentó que había sido residente permanente por más de 20 años.

“No me había hecho ciudadano solamente por desidia”, dijo. “Ahora, quiero aprovechar este escalón para superarme aún más en este país”.

Te recomendamos