Un solo país, dos visiones distintas sobre el futuro rumbo de las relaciones con el mundo

¡Muestra tu orgullo latino!

Sigue a La Opinión en Facebook
Un solo país, dos visiones distintas sobre el futuro rumbo de las relaciones con el mundo
El último debate presidencial se realizará en Las Vegas.
Foto: Cliff Hawkins / Getty Images

WASHINGTON.- En su tercer y último debate presidencial, Donald Trump y Hillary Clinton explicarán este miércoles su visión del mundo y por qué merecen la presidencia, con planes radicalmente opuestos sobre cómo fortalecer el liderazgo de EEUU y combatir el terrorismo con la ayuda de aliados.

El debate de 90 minutos en la Universidad de Nevada en Las Vegas se produce cuando quedan tres semanas para los comicios generales, y en el marco de una contienda presidencial tan reñida como impredecible.

El encuentro en la llamada “Sin City” estará dividido en seis segmentos de 15 minutos cada uno, sobre deuda y programas sociales; inmigración; economía; la vacante del Tribunal Supremo; política exterior, y aptitud para ser presidente.

Trump y Clinton llegan al último debate prácticamente en empate técnico en varias encuestas, aunque la exsecretaria de Estado aventaja al magnate empresarial en algunos sondeos.

Los candidatos Hillary Clinton y Donald Trump se midieron en Hofstra University. Spencer Platt/Getty Images
Los candidatos Hillary Clinton y Donald Trump se midieron antes en Hofstra University. Spencer Platt/Getty Images

El mundo del “Trumpismo”

En cuanto a política exterior, Trump ha recurrido al populismo y al nacionalismo para consolidar el apoyo de los votantes blancos desencantados con el “establishment” político y con ansias de un cambio de guardia en la Casa Blanca.

Su mensaje de aislamiento y proteccionismo comercial resuena entre quienes culpan a la globalización de su mala fortuna, y responde a la ansiedad de los votantes blancos sobre los cambios demográficos, económicos y culturales causados por la inmigración.

Trump se presenta como una figura paterna que pondrá orden con “mano dura” y protegerá a los estadounidenses del terrorismo internacional, además de que ha propuesto negar la entrada de refugiados sirios y de musulmanes; desmantelar el Tratado de Libre Comercio de Norteamérica (TLCAN); retirar a EEUU de la OTAN, obligar a México a pagar por un muro en la frontera sur, y castigar a China por la manipulación de su divisa, entre otras ideas.

En general, sin embargo, la mayoría de los expertos advierte de que sus propuestas o no tienen futuro o arriesgan escalar los conflictos en la arena internacional.

La doctrina de Clinton

Por su parte, el temario de Clinton mantiene una narrativa de continuidad y ampliación de las políticas del presidente Barack Obama, con un llamado al consenso internacional para responder a la amenaza de grupos terroristas como el Estado Islámico (ISIS), y para fortalecer los lazos comerciales y políticos con los aliados de EEUU.

Fuentes allegadas a su campaña, que pidieron el anonimato, confirmaron a este diario que uno de los objetivos de Clinton, si gana en noviembre, será restablecer la confianza en el liderazgo de EEUU y emitir un mensaje de apoyo a los aliados en América Latina, Europa, Asia y el Medio Oriente, muchos de ellos escandalizados con la retórica incendiaria de Trump.

Su campaña por ahora se concentra en ganar en las urnas, aunque está previsto que elabore un plan de acercamiento con la comunidad internacional mediante discursos, giras, llamadas telefónicas, reuniones, foros cibernéticos, y cenas de Estado en la Casa Blanca.

Ante un mundo profundamente convulsionado, Clinton llegaría a la Casa Blanca con la ventaja que le dieron sus ocho años en el Senado (2001-2009) y cuatro como titular del Departamento de Estado (2009-2013).

Intolerancia a la disensión

En el penúltimo debate presidencial, en St. Louis (Missouri), Trump dejó entrever que, si consigue la presidencia, él tomaría pasos para meter en la cárcel a Clinton por supuestas irregularidades.

El Partido Demócrata no ha perdido tiempo y el lunes pasado divulgó un video en el que sugirió que, si Trump gana, manejará su gobierno al estilo autoritario del fallecido presidente venezolano, Hugo Chávez, quien solía encarcelar a sus opositores.

Durante las primarias, Trump elogió a los gobiernos de Rusia y China, también conocidos por su represión de la disidencia.

“Al ver el discurso divisivo de Donald Trump, es casi imposible no recordar a Hugo Chávez. Es algo que veo yo, como venezolano-americano, y es algo que muchos otros venezolanos y latinos en la Florida y en el resto del país pueden ver y entender”,  dijo a este diario José Aristimuño, subdirector nacional de prensa del Partido Demócrata.

Líderes autoritarios hay para todos los gustos: Chávez se ubicaba a la extrema izquierda y Trump, a la derecha, y todos tienen en común el deseo de silenciar a la oposición y eso, advirtió Aristimuño, es “realmente peligroso para la democracia del país y es lo que mostramos en nuestro más reciente video”.

Un debate con pirotecnia

El debate de esta noche será el momento de “ahora o nunca” para Trump, quien en las últimas semanas ha afrontado deserciones de importantes líderes republicanos y una estrepitosa caída en las encuestas desde el destape de un video de 2005 como prueba de su misoginia.

Así las cosas, los observadores anticipan un enérgico debate en el que Trump continuará su táctica de tierra quemada, acusando a la prensa de ensañarse en su contra, y quejándose de una vasta conspiración política presuntamente alimentada por la campaña de Clinton.

Por ello, no sorprendería tampoco que Trump quiera sacar ventaja del constante goteo de filtraciones de WikiLeaks, que han revelado vergonzosos detalles sobre la estrecha relación entre el personal de la campaña de Clinton y donantes de Wall Street o cabilderos de gobiernos extranjeros.

Entre el lunes y el martes, Trump ha vuelto a repetir su infundada queja de presunto fraude electoral y de que también las encuestas están amañadas.

Trump ha prometido dar una sorpresa al estilo “Brexit” el verano pasado cuando, contra todo pronóstico, los ingleses votaron a favor de la salida del Reino Unido de la Unión Europea.

“Créanme, gente. Nos está yendo bien, y si mantenemos el ánimo, si salimos y ganamos, este será otro Brexit, créanme”, dijo Trump.

 Temas Hillary  Clinton Donald  Trump
Cuba A favor de normalizar relaciones y levantar el embargo En contra de apertura con la isla, revertirá medidas de Obama
México Apoya estrechar cooperación en amplio abanico de temas de interés mutuo

 

Quiere obligarlo a pagar por un muro en toda la frontera sur
Inmigración Promete promover reforma migratoria, ampliar y defender alivios migratorios, y cerrar los centros de detención para familias. Apoya deportación masiva de población indocumentada, y modernización de sistema de visas legales
China

 

Ha criticado el historial de derechos humanos en China, pero también cree que ambos países pueden estrechar la cooperación en asuntos comunes. Considera a China un peligroso adversario, y apoya castigar su manipulación de la moneda. También ampliaría presencia militar de EEUU en el mar de China como táctica disuasoria.
 

Comercio exterior

Se opone al acuerdo comercial de la Alianza Transpacífica (TTP), pero apoya acuerdos que creen empleos en EEUU. También apoya el “Export-Import Bank” para las exportaciones

 

Se opone al TTP, apoya renegociar o salirse del Tratado de Libre Comercio de Norteamérica (TLCAN), y designaría a China como manipulador de su divisa
Terrorismo Promete combatir al grupo Estado Islámico (ISIS), apoya más ataques aéreos en Irak y Siria, y apoya establecer una controvertida zona de exclusión aérea en Siria

 

Apoya restablecer la tortura. No quiere divulgar plan contra ISIS para mantener “elemento de sorpresa”, pero apoya bombardear sus operaciones petroleras
Defensa Apoya fortalecer alianzas militares, y mantener integridad de la OTAN Cree en la “paz a través de la fuerza”, promete más fondos para las Fuerzas Armadas, y apoya retirar a EEUU de la OTAN
Rusia Favorece la cooperación con Rusia, pero ha calificado al presidente ruso, Vladimir Putin, como un “matón”. Apoya forjar nueva alianza con Rusia y con Putin
Medio Oriente

 

 

Apoya más fondos de EEUU para fortalecer las defensas aéreas de Israel Promete más apoyo para Israel, y ha condenado el acuerdo nuclear iraní
Fuentes: Campañas de Clinton y Trump, Council on Foreign Relations.

 

Te recomendamos