Premian campaña sobre propuesta de ley de opción del fin de vida

Patricia Portillo, experiodista de La Opinión y actual publirrelacionista con la organización Compassion & Choices, dedicó el galardón a su hermano, quien falleció debido al cáncer

¡Muestra tu orgullo latino!

Sigue a La Opinión en Facebook
Premian campaña sobre propuesta de ley de opción del fin de vida
Patricia Portilla al recibir el premio. /SUMINISTRADA

Patricia A. González-Portillo, experiodista de La Opinión y actualmente publirrelacionista con la organización no lucrativa Compassion & Choices, recientemente festejó junto a sus compañeros los dos premios “¡Bravo!” que recibieron por parte de la Asociación de Publirrelacionistas Hispanos (HPRA).

Compassion & Choices, que se dedica a mejorar la atención y la ampliación de la elección del final de la vida, ganó el pasado12 de octubre en dos categorías; campaña del año de organización no lucrativa y campaña del año por educación pública.

La campaña ganadora estuvo enfocada en informar a la comunidad latina acerca de la propuesta de ley de opción del fin de vida en California, la cual eventualmente fue firmada por el gobernador Jerry Brown en el 2015.

Pese a que el tema era más conocido con la comunidad anglosajona, en el 2014 Portillo, directora de comunicaciones de la campaña en California, comenzó una innovadora campaña de medios latinos para educar a los votantes y legisladores latinos sobre la asistencia médica para morir, ofreciendo historias convincentes para animarles a que se involucraran en el tema, y persuadirlos para que apoyaran una ley que autoriza esta opción al final de su vida.

Portillo logró el apoyo de líderes como Dolores Huerta y los actores Edward J. Olmos y Mauricio Ochmann, así como el testimonio de Miguel Carrasquillo, un puertorriqueño de 35 años con un tumor canceroso quien se convirtió en la cara de la campaña para los latinos a nivel nacional.

Carrasquillo no llegó a celebrar la aprobación de la ley en California puesto que murió en Puerto Rico el 5 de junio, cuatro días antes de que entrara en vigor en California.

El motivo principal detrás de la lucha de Portillo fue su hermano Victor, quien en el 2007 perdió la batalla ante el cáncer a la edad de 58 años. Sus últimos dos años de vida estuvieron plagados de sufrimiento y su etapa final fue lo más triste y fuerte que Portillo ha experimentado.

“Yo me acuerdo lo que él sufrió…él pedía que lo dejaran morir y uno rezando y rezando para que no se muriera”, dijo Portillo. “Nadie de la familia entendía que su dolor era más fuerte que nuestra pena”.

La falta de conocimiento acerca de la muerte asistida es lo que impide que las personas favorezcan la ley que ofrece una muerte digna a los enfermos desahuciados.

La ley de opción del fin de vida de California permite a los pacientes adultos con enfermedades terminales — y con capacidad de tomar decisiones médicas — que se les recete un medicamento que puede ayudarlos a morir si cumplen ciertos requisitos. La ley entró en vigor el 9 de junio de 2016.

Portillo viajó a Nueva York para recibir los premios y dice que se sintió extremadamente realizada. “¡Hicimos algo por ayudar a alguien! Me puse a llorar y le dije a mi hermano Victor ‘Este [premio] es para ti’”, pensó Portillo mientras estaba en su cuarto de hotel a dos cuadras de Times Square.

“Siento que esta fue una ocasión especial”, añadió Portillo, recordando que su hermano siempre cantaba la canción de New York, New York de Frank Sinatra.

“Los premios de HPRA siempre se llevan a cabo en Los Ángeles, este año se realizaron en Nueva York. Mi hermano Victor fue mi inspiración”, dijo Portillo.

Hasta el momento cinco estados en la nación tienen una ley de muerte asistida: California, Oregon, Washington, Montana y Vermont; 20 estados más han presentado propuestas para que se aprueben leyes similares.

Te recomendamos