El “Tinder” que no elige pareja, sino donantes de esperma

Usualmente asociadas con la posibilidad de conseguir sexo o una cita, ahora las aplicaciones estilo Tinder podrían tener un nuevo uso

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a La Opinión en Facebook

El “Tinder” que no elige pareja, sino donantes de esperma

Con el objetivo de facilitarle a las mujeres la posibilidad de elegir donantes de forma cómoda y rápida, la nueva app del Banco de Esperma de Londres (London Sperm Bank), permite surfear entre candidatos para elegir al adecuado, setear tus preferencias y recibir notificaciones, todo desde un smarthphone.

Sin embargo a diferencia de Tinder, Happen y demás, en “ordena un papá” (“order a daddy”), como ha sido llamada la aplicación, los perfiles de los donantes son anónimos, no contienen fotografías y los candidatos son referenciados sólo con un número.

Es la primera vez que se pone al servicio de un fin como éste tecnología de este tipo, lo que da a miles de mujeres la posibilidad de buscar en uno de los catálogos más grandes de donantes del Reino Unido.

Por supuesto que las críticas no tardaron en oírse, y los discursos en contra señalan hacia la trivialización de la paternidad y de un tópico tan delicado como elegir donante. Por su parte, el director de la clínica, el doctor Kamal Ahuja, trató de bajarle los decibeles a la discusión explicando que al poner la tecnología al servicio de las mujeres que desean inseminarse artificialmente, lo único que está haciendo es darles más control en la privacidad y tranquilidad de su hogar para elegir a su propio ritmo.

En cuanto a la metodología, Ahuja explica que “se hacen todas las operaciones online, como haces con cualquier otro trámite hoy en día”. Los perfiles de los donantes que se pueden aprobar o desaprobar contienen una descripción física detallada, información médica pertinente e impresiones del propio staff sobre los donantes.

Asimismo las usuarias pueden confeccionar una especie de lista con sus prospectos a donante favoritos, así como configurar preferencias en base a lo que están buscando y recibir alertas -como en cualquier otra transacción online- cuando un donante que cumple con el criterio establecido se encuentra disponible. Una vez realizada la orden de esperma, y de pagar los $1,200 (£ 950) requeridos, ésta es enviada a la clínica que se elige para realizar el procedimiento.

Herramientas saludables

“Pedir donantes por medio de un catálogo online o una aplicación no trivializa el tratamiento” aseguran desde el centro de inseminación, además de que garantizan que cada etapa del proceso de selección se realiza de acuerdo a los requerimientos de la HFEA (Human Fertilisation and Embryology Authority.

Acostumbrados como estamos a la utilización de esta clase de herramientas y a la customización no debería resultar tan extraño que surjan este tipo de servicios. Quizás lo polémico es que se ponga en juego una decisión tan trascendente por medio de estas tecnologías. Teniendo en cuenta lo complejo y largo que puede ser un proceso como el de la maternidad asistida (según un estudio de 2015 sólo el 29% de los intentos de IVF en una primera ronda culminan en nacimientos, y el 65% dan a luz exitosamente luego de 6 rondas de IVF), muchos plantean que todo lo que pueda ayudar y facilitarles el proceso a las mujeres que desean ser madres es bienvenido.

El grado de persistencia e inversión que requiere el procedimiento de IVF, el mercado ya venía desarrollando otras apps y ayudas digitales para que las mujeres pudieran seguir sus ciclos de fertilidad con mayor rigurosidad, e inclusive, copas menstruales “inteligentes” para registrar la salud del organismo, todo con el objetivo de quedar embarazadas de forma natural.

Te recomendamos