Agencia policiaca falsificó el arresto de primos latinos para evitar su muerte

La agencia de California mintió al difundir un comunicado de prensa completamente falso

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a La Opinión en Facebook

Agencia policiaca falsificó el arresto de primos latinos para evitar su muerte
El jefe de la policía de Santa María, Ralph Martin, defendió la actuación de su departamento.
Foto: Santa Maria Sun/Twitter

El Departamento de Policía de Santa María ha levantado polémica tras darse a conocer que fabricó un comunicado de prensa falso, como parte de una operación contra pandillas, pero que fue reportado por los medios como una noticia verídica.

En febrero de este año, el departamento estaba envuelto en una operación contra la creciente violencia asociada a bandas criminales, las cuales fueron responsables de dejar 21 muertos entre diciembre de 2014 y enero de 2016.

Los principales involucrados en el comunicado falso fueron los primos Jose Marino Meléndez, de 23 años, y Jose Santos Meléndez, de 22, ambos residentes de Guadalupe, quienes fueron identificados por las autoridades como víctimas de violencia pandilleril. Los dos pertenecían a un pandilla y las fuerzas del orden tuvieron que correr a su domicilio al enterarse de que miembros de la banda rival MS-13 planeaban asesinarlos.

Los dos pasaron a estar seguros bajo custodia de la policía, pero temiendo que la súbita desaparición de los Meléndez pusiera sobre aviso a MS-13 de que estaban tras su pista o que tomaran represalias contra familiares de los dos primos, los agentes decidieron entonces hacer público un comunicado de prensa con información falsa.

En él anunciaban el arresto de los dos hombres, supuestamente por robo de identidad, y explicaban que habían sido entregados a las autoridades de inmigración. Medios como KCOY, KKFX, KSBY y el Santa Maria Times se hicieron eco de la falsa noticia.

Poco después, la policía concluyó la llamada Operación Matador con el arresto de 17 pandilleros, acusados de haber matado a hasta 10 personas y planeado el asesinato de otras ocho, incluyendo a los Meléndez.

Pero recientemente el Santa Maria Sun descubrió en los papeles del caso la evidencia del reporte falso, y entonces la estratagema policial quedó al descubierto y pasó a recibir las críticas de la prensa.

El jefe de la Policía de Santa María, Ralph Martin, defendió la actuación de su departamento. “Fue una decisión moral y ética, y la mantengo. Tengo una gran sensibilidad y conciencia hacia la comunidad y los medios. También tenía 21 cuerpos en la ciudad en los últimos 15 meses“, dijo en una rueda de prensa el viernes.

Santa María es una pequeña ciudad situada 140 millas al noroeste de Los Ángeles, con una población de aproximadamente 110,000 habitantes. Anualmente se reportaban unas tres o cuatro muertes, hasta que la escalada de violencia del año pasado quintuplicó las cifras.

Martin afirmó que en sus 40 años como policía nunca había tenido que marcarse un farol utilizando así un comunicado de prensa, y que es la primera vez que el Departamento de Policía de Santa María emite un reporte falso. “Se trató de una situación excepcional, pero creímos que era la mejor protección“.

La acción de la policía de Santa María no es ilegal, pero varias agencias de información afirman que la credibilidad del departamento ha quedado en entredicho.

El Santa Maria Sun preguntó a los medios que habían reportado la falsa noticia cuál era su opinión respecto, a lo que Jim Lemon, director de informativos de KEYT, respondió que sabían que “este fue un esfuerzo por parte de las fuerzas el orden para proteger vidas”, pero que temía que “al plantar de manera intencionada falsa información, esos esfuerzos puedan causar un coste demasiado alto en credibilidad“.

Mencionó también que sus reporteros deberían haberse dado cuenta de que algo no cuadraba cuando el comunicado de prensa informó de que los sospechosos habían sido entregados a ICE, algo que va en contra de la política del departamento.

Aunque apoyamos firmemente los esfuerzos del departamento de policía de proteger a los ciudadanos que están en peligro, nos preocupa que este tipo de engaño pueda erosionar la confianza de nuestros residentes y audiencias“, dijo por su parte Kendra Martínez, directora de noticias en KSBY.

Marga Cooley, directora editorial del Santa Maria Times, criticó que el departamento utilizara un sistema público financiado con dinero del contribuyente para presentar información falsa.

Te recomendamos