Martes 24 de Enero 2017

Skid Row quiere su propia junta vecinal en la ciudad

Un comité que persigue esta meta ha presentado una solicitud ante el Ayuntamiento de Los Ángeles

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a La Opinión en Facebook

Skid Row quiere su propia junta vecinal en la ciudad
Actualmente Skid Row está incluido en el concejo vecinal de Downtown Los Ángeles.
Foto: Archivo/La Opinión

Un grupo de residentes de Skid Row quiere independizarse del concejo vecinal del centro de Los Ángeles y formar su propia junta. Por ello, el llamado Skid Row Neighborhood Council Formation Committee hizo llegar a las autoridades municipales una solicitud que ahora será estudiada por los funcionarios de la ciudad.

La solicitud fue celebrada en la página de Facebook del comité, que lleva un par de años reuniendo firmas e intentado generar el apoyo de la comunidad.

A lo largo de las próximas dos semanas, el Departamento de Empoderamiento de Vecindarios de Los Ángeles indicará si aprueba o rechaza la petición. De ser aceptada, la decisión final pasa a una votación de los residentes de downtown y otros actores interesados.

Desde su formación en 2002, Skid Row ha formado parte de la Junta Vecinal de Downtown Los Ángeles (DLANC, por sus siglas en inglés). Los defensores de la escisión consideran que tener su propio órgano de gobierno podrán atender mejor a las necesidades específicas de la que es conocida como la capital de la indigencia de América, que tiene preocupaciones que no afectan a otras zonas de Downtown como el acceso a servicios sociales o a baños públicos.

El líder del comité, Jeff Page, afirma que como parte del DLANC los habitantes de Skid Row no pueden expresar sus preocupaciones por temas como el acceso a la vivienda u otros recursos, ni ven esas necesidades suficientemente atendidas.

Skid Row es conocido por concentrar una gran población de personas sin hogar y altas tasas de criminalidad, que marcan necesidades diferentes para esta área que para el resto de Downtown (Foto: Ciro César/La Opinión)
Skid Row es conocido por su gran población de personas sin hogar y alta tasa de criminalidad. (Foto: Ciro César/La Opinión)

Para ser aprobada, la solicitud debe cumplir una serie de requisitos: demostrar que representa a una población mayor de 20,000 personas, reunir entre 200 y 500 firmas de interesados de la comunidad, preparar una serie de propuestas y proponer un sistema de contabilidad financiera.

Al menos uno de ellos no se cumple, ya que la población que abarcaría los límites propuestos de la nueva Junta dista bastante de alcanzar los 20,000. Aun así, el director de comunicaciones del Departamento de Empoderamiento de Vecindarios de Los Ángeles Stephen Box contó a la emisora KPCC que ese requerimiento puede obviarse si el argumento que se defiende —que sus barrios tienen necesidades geográficas o demográficas específicas- es firme.

Los Ángeles cuenta actualmente con 96 concejos vecinales, que reciben $37,000 de fondos públicos al año para financiar eventos y programas que correspondan a la necesidades únicas de la comunidad. Según Box, algunos de las juntas se establecieron a pesar de que no se esperaba que llegaran a alcanzar el mínimo de población.

Las juntas no tienen poder administrativo, pero ayudan a la comunidad a reunirse y discutir sus problemas para identificar necesidades y generar proyectos que los resuelvan.

DLANC cuenta actualmente con 27 personas en su junta directiva, que organizan eventos, apoyan proyectos urbanísticos y actúan como portavoces de los residentes de Downtown. Uno de ellos, el activista a favor de las personas sin hogar Eduardo Alvarado, contó a KPCC que se oponía a la escisión y que en su lugar sería más beneficioso si los habitantes de Skid Row se presentaran en las reuniones del DLANC con la comunidad y expresaran sus preocupaciones.

Te recomendamos