La Fed anticipa un encarecimiento de las deudas

Las autoridades preven tres subidas de tasas en 2017 tras subirlas un cuarto de punto el miércoles

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a La Opinión en Facebook

La Fed anticipa un encarecimiento de las deudas

La Reserva Federal ha subido el miércoles las tasas de interés en un cuarto de punto para dejarla en 0.50%-0.75%. Con ello encarece marginalmente el precio que se paga en el mercado interbancario por el dinero. Es la segunda vez que sube tasas en en una década y la primera este año pero en 2017 tiene previsto hacerlo tres veces más.

Es algo que alejaría a las tasas de interés del mínimo histórico en el que ha estado durante años y que han permitido en buena medida la recuperación económica y la dinamización de un mercado del crédito que se quedó seco en 2008 por efecto de la crisis financiera y poco a poco se ha ido recuperando. La decisión de subir las tasas el miércoles ha sido unánime y esperada desde hace tiempo. A día de hoy estas siguen siendo muy bajas.

Esa crisis que se convirtió en una Gran Recesión es ya historia aunque el crecimiento económico es tímido. Los avances, tanto en el mercado laboral como en la inflación (que son las variables a las que más presta la atención la Reserva Federal) han sido lentos.

La previsión que hace la Fed es que sigan siendo lentos y aunque se anticipa un continua subida de tasas, lo cierto es que las previsiones económicas a las que presta más atención no son muy diferentes a las que vio en septiembre. Ahora muchos economistas añaden a estas previsiones la incertidumbre de la dirección del Gobierno de Donald Trump.

Con las cosas como están actualmente, los miembros de la Reserva Federal esperan tener una inflación de nuevo del 2% en 2018 y el desempleo rondando las cifras actuales con un crecimiento que como mucho subirá al 2.5% durante algún momento del 2017 y no se mantendrá  en esas cotas el año siguiente sino que bajará.

Janet Yellen, presidenta de la Fed, explicaba tras la decisión que se espera un crecimiento moderado pero, en la misma conferencia de prensa, dijo también que tanto la subida de diciembre como las que se descuentan en siguientes reuniones supone “un voto de confianza en la economía” .

Si tiene deuda o planes de embarcarse en ella, sepa que este es el momento para tomar posiciones distintas a las que haya tenido en los últimos años.

Yellen dijo que de momento los ciudadanos notarán poco el efecto de estas tasas de interés a corto plazo y que los hogares y los negocios notarán modestos cambios. No obstante, son cambios que cree que no perjudicarán a la marcha del país porque “hemos visto que la economía es fuerte y tiene capacidad de recuperación”.

La presidenta de la Fed, que como su predecesor en el cargo Ben Bernanke, abogó en el pasado por un plan de estímulo fiscal que ayudara a la economía junto con la política monetaria  sonaba ante la prensa más fría ahora ante la posibilidad de semejante estímulo por parte de la futura Administración Trump. Yellen dijo que se pedia un estímulo ( que no era bienvenido entonces por el Congreso republicano) en el pasado porque había un crecimiento anémico y más desempleo, problemas que ahora son mucho menores que entonces.

El plan fiscal que Trump quiere poner en marcha contempla, a grandes rasgos, la rebaja de impuestos y un fuerte aumento de la inversión en infraestructuras. Quienes consideran que no es el mejor momento para abrazar este tipo de inversiones a la vez que se reducen los ingresos fiscales no solo apuntan al hecho de que se hará cuando la deuda para financiarlo está más cara sino que además se hace cuando los efectos pueden traducirse en una subida de la inflación que tenga que atacarse con mayores subidas de tasas.

La presidenta de la Fed, que es la autoridad que supervisa a la banca, también defendió la vigencia de la ley de reforma financiera Dodd Frank, aprobada tras la crisis del crédito y que no es del gusto de Trump ni de la mayor parte de los financieros que participan en Wall Street o la banca comercial. Según Yellen, está ley está cumpliendo con su misión de hacer el sistema financiero más seguro.

 

 

Te recomendamos