Jueves 19 de Enero 2017

Migrantes en México quieren demostrar que son útiles al país

La Organización Internacional para las Migraciones lanza campaña para frenar la discriminación a este sector de la población

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a La Opinión en Facebook

Migrantes en México quieren demostrar que son útiles al país
Yessenia.
Foto: Foto Suministrada

MÉXICO – Si 18 historias no son suficientes para convencer a los mexicanos del bien que hace a su país la multiculturalidad que traen los extranjeros, una plataforma en internet que impulsa la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) abre las puertas a todos aquellos que quieran contar su aportación al país y frenar la discriminación a través de la campaña “Somos Migrantes“.

Según la última encuesta de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, la discriminación en contra de extranjeros ha crecido en los últimos años: de 3.1% en 2007 a 3.6% en 2015 mientras siete de cada 10 mexicanos cree que los foráneos crean división y tres de cada 10 no aceptaría que vivieran en su casa.

Los datos confrontan directamente el discurso y el imaginario de una sociedad que se autodenomina multicultural, hospitalaria y generosa con quienes vienen de fuera”, advirtió en un informe el ex presidente del Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación.

Para contrarrestarla, la campaña de OIM ha recopilado las experiencias de madres y padres de familia, servidores públicos, activistas por la desigualdad, diseñadores, empresarios, médicos y todo tipo de hombres y mujeres activos que han aportado un grano de arena a la economía de este país aún a contracorriente de ser migrantes.

“Quienes me recibieron no fueron las mejores personas”

Lino José Bustamante.
Lino José Bustamante.

Lino José Bustamante es un venezolano de 26 años de edad. Con alta preparación intelectual, ingeniero electricista con maestria en gerencia, tuvo que emigrar de su país por la crisis económica, la inflación y a delincuencia generalizada y, aunque tuvo varias opciones para emigrar escogió México después de un duro análisis de su perfil y lo que ofrecía el país.

Aterrizó en la Ciudad de México el pasado 1 de junio. “Quienes me recibieron no me trataron de la mejor forma”, advierte. “Pero hoy se siente mejor con el ambiente que me rodea”.

“Promuevo el derecho a la igualdad”

Jean Philibert.
Jean Philibert.

Originario de la República Democrática de El Congo, a 12,725 kilómetros de México, Jean Philibert, aterrizó aquí hace 23 años tras un largo recorrido por Estados Unidos, Bélgica, Haití, República Dominicana y Puerto Rico, por recomendación de una de sus profesoras en la Unión Americana.

Aquí se quedó, aquí formó una familia, consiguió empleo y estudió una maestría. Actualmente trabaja en Conapred. “Me llena de orgullo contribuir en la promoción y defensa a la no discriminación.

“Todo esfuerzo conlleva una recompensa”

Yessenia.
Yessenia.

Ye se guarda los detalles de los problemas que ha tenido para integrarse en México desde que emprendió un viaje dentro de una caja de un tráiler para llegar a Estados Unidos procedente de Honduras. Prefiere hablar en positivo. “Aquí hay muchas oportunidades que allá no hay”, dice.

Ahora como comerciante y madre de dos hijos sólo va a ver a su gente. “Para vivir no”.

“Ayudo a las mexicanas a prepararse para la maternidad”

Paula Gómez.
Paula Gómez.

El amor a un tapatío llevó a la colombiana Paula Gómez a vivir a Guadalajara el 23 de abril de 2015. En Bogotá era gerente de entrenamiento de una empresa multinacional pero al llegar a México no era nada más que una esposa enomorada. Sorprendida por su nuevo rol, decidió revertirlo y se puso a estudiar dos cursos: uno en cosmetología y otro en educación perinatal.

“Hoy en día dedico algunas horas a la semana a trabajar como voluntaria en un Hospital Materno Infantil”.

Te recomendamos