Asalto a la cima

Un 'hat-Trick' de Berbatov en goleada del Man-Utd., que alcanza al Man-City

El atacante búlgaro Dimitar Berbatov en el momento en que fusila al portero del Wigan, Ali Al-Habsi, al que volvería a superar en otras dos ocasiones ayer en el triunfo del Manchester United en su estadio Old Trafford.
El atacante búlgaro Dimitar Berbatov en el momento en que fusila al portero del Wigan, Ali Al-Habsi, al que volvería a superar en otras dos ocasiones ayer en el triunfo del Manchester United en su estadio Old Trafford.
Foto: AP

MANCHESTER, Inglaterra.- El Manchester United, liderado por el búlgaro Dimitar Berbatov, aplastó al Wigan del español Roberto Martínez (5-0) para rentabilizar un nuevo tropiezo del Manchester City, al que dio caza en el liderato para reanimar la lucha por el título de la Premier.

El “Boxing Day”, que se juega el día 26 de diciembre, dio un nuevo aire a la competencia.

El City, dominador hasta ahora del torneo, no pudo pasar del 0-0 en el campo del West Bromwich Albion, ya no tiene ventaja alguna y sólo se sostiene en el liderato por la diferencia de goles. Nada más.

El United, en cambio, ya está a su altura, tras una jornada en la que el Chelsea dimitió definitivamente de la carrera por el título.

La penúltima fecha del año delató la fatiga del Man-City, que empieza a ser presa de la presión. Acechado por su vecino en los últimos juegos, no resuelve con la solvencia de antaño.

El conjunto de Roberto Mancini resiente la eliminación de la Champions. Lo contrario que al United, al menos aparentemente.

La pólvora que alimenta al City se mojó en el estadio The Hawthorns, donde fue incapaz de marcar. La ansiedad pudo con el español David Silva, el italiano Mario Balotelli y el argentino Sergio “Kun” Agüero.

Tras un inicio prometedor, la fortaleza “blue” se diluyó progresivamente ante un adversario serio que buscó sus opciones al contraataque, y que gozó de ocasiones para infligir a su adversario un daño mayor.

Mientras los “citizens” sufrían, el United regalaba un festival. Sin el español David De Gea en la meta, aprovechó el oportunismo de Berbatov para ensañarse por un rival con el que nunca ha perdido.

Fue la noche de reivindicación del búlgaro, quien firmó tres de los cinco tantos de su equipo.

Sin embargo, la goleada la abrió el coreano Ji-Sung Park, a los ocho minutos, después de una gran jugada del francés Patrice Evra.

La expulsión de Conor Sammon antes del descanso desarmó definitivamente al cuadro de Roberto Martínez, que un minuto después encajó su segundo gol.

Dimitar Berbatov capitalizó un preciso centro de Darron Gibson para firmar el segundo tanto.

También hizo el tercero “Berba” después de una jugada del ecuatoriano Luis Antonio Valencia, autor del cuarto después de un pase de Michael Carrick. El búlgaro, de penalti, cerró la cuenta.

El Chelsea dimitió definitivamente de la lucha por el título al empatar ayer en casa 1-1 ante el Fulham.

Con el español Fernando Torres como titular por primera vez desde octubre, el conjunto londinense dejó que la pelea por el campeonato quedara reducida a un mano a mano entre los equipos de Manchester.

No fue la tarde de Fernando Torres, que no se reencontró con el gol, ni de su equipo, que empieza a limitar sus aspiraciones al tercer puesto.

El español se quedó en la participación del primer tanto que materializó Juan Mata.

Pero nueve minutos después Clint Dempsey rentabilizó el centro del tico Bryan Ruiz para restablecer el empate.

Otro que dio un paso atrás en sus aspiraciones fue el Liverpool, que tropezó en Anfield, donde empató ante el Blackburn, aún colista (1-1).

El arquero Mark Bunn salvó a los visitantes en un choque en el que todo lo hizo el conjunto de Kenny Dalglish.

Liverpool hizo los dos goles. El de su rival, con un tanto de Charlie Adam en propia puerta al borde del descanso, y el del empate, obra del argentino Maxi Rodríguez en el inicio de la segunda mitad.

Newcastle, por su parte, se reencontró con el triunfo después de tres derrotas seguidas. Aprovechó las carencias del Bolton (0-2), que no pudo contar con el defensa español Marcos Alonso, para sacar tres puntos y asentarse en la parte alta.

No rompió la defensa local hasta el 69′, con el tanto del francés de ascendencia tunecina, Hatem Ben Arfa, a centro de Rayan Tylor. Dos minutos después, el senegalés Demba Ba firmó el segundo tras una acción del francés Gabriel Obertan.

Finalmente, el Sunderland y el Aston Villa empataron 1-1. El equipo local no rentabilizó su gol antes de la media hora, firmado por Jack Colback a centro de Stephane Sessegnon. Un penalti transformado por Leighton Baines, al 51′, formalizó el empate.

Fuente: EFE