Impulsan una medida a favor de estudiantes

Denver/EFE – Los regentes de la Universidad de Colorado aprobaron una resolución a favor del proyecto de ley, actualmente en el Senado estatal, que otorgaría descuentos en los aranceles universitarios a estudiantes indocumentados que cumplan con ciertos requisitos.

Cinco regentes (cuatro demócratas y un republicano) votaron a favor de la resolución esta semana, mientras que otros cuatro (todos republicanos) se opusieron a respaldar al proyecto SB12-15, que les daría colegiaturas no subsidiadas a jóvenes indocumentados que hayan estudiado en Colorado y que sean elegibles para regularizar su situación migratoria.

Tillie Bishop, republicano de Grand Junction, se sumó a los cuatro votos demócratas. Bishop explicó que, aunque el año pasado se opuso a un proyecto similar, este año cambió de opinión porque la nueva propuesta incluye elementos que no tenía la anterior, como darles libertad a las universidades para ofrecer o no los aranceles reducidos.

“Necesitamos respaldar y reconocer a estos jóvenes que quieren una mejor educación para ellos”, declaró Bishop.

Por su parte, el republicano Jim Geddes, de Sedalia, explicó su voto negativo afirmando que “es mejor esperar y ver lo que hagan los legisladores”, ya que, debido a que las universidades pueden optar por no participar de los aranceles reducidos, si la ley se aprueba, los regentes podrían tomar esa decisión en nombre de la Universidad de Colorado.

El proyecto SB12-15 fue presentado por los senadores estatales Michael Johnston (exdirector de una escuela pública al norte de Denver) y Ángela Girón, ambos demócratas. El pasado jueves 26 de enero el Comité de Educación del Senado de Colorado aprobó la medida, que ahora será debatida por esa Cámara en pleno.

La SB12-15 crearía un nivel intermedio de aranceles universitarios, de modo que los indocumentados que califiquen pagarían de promedio poco menos de $10,000 al año por 15 horas de créditos universitarios, comparado con $7,600 que pagan los residentes y con poco más de $28,000 que pagan los estudiantes de otros estados.