Santos no invitó a Cuba a la cumbre

Es un tema tenso que requiere de un consenso que no existe, señaló

LA HABANA, Cuba.- El presidente colombiano informó que no pudo invitar a Cuba para asistir a la próxima Cumbre de las Américas porque es un tema en el que no existe consenso entre los asistentes al cónclave, pero que espera que pueda resolverse para la próxima reunión hemisférica prevista en Panamá.

“Como hemos dicho desde un principio es un tema que requiere de un consenso, un consenso que infortunadamente no hemos logrado encontrar”, expresó a periodistas Juan Manuel Santos en el aeropuerto de La Habana, al concluir una breve visita a la isla.

“Manifestamos al señor presidente Raúl Castro que a pesar de que apreciamos, apreciamos de veras, su deseo de hacer parte de esta reunión, pero en estas circunstancias de no haber encontrado ese consenso pues es muy difícil extenderle una invitación. agradecimos, eso sí, su comprensión y ademas su manifestación generosa de no querer crear un problema ni para la cumbre ni para Colombia”, añadió el gobernante colombiano.

“Respetamos la posición de varios países frente a la necesidad de que Cuba haga parte y participe de estas cumbres”, señaló el mandatario, según declaraciones difundidas por el sitio web de la Presidencia de Colombia.

El gobernante sudamericano fue recibido poco antes del mediodía por el canciller Bruno Rodríguez.

También dijo que en la jornada vio al gobernante venezolano Hugo Chávez, a quien dijo haber encontrado “en buen estado de salud, teniendo en cuenta pues las circunstancias por las que ha tenido que atravesar. Lo encontramos alegre, lo encontramos con buen ánimo y lo encontramos caminando ahí, al lado del hospital”.

Chávez se encuentra desde el 24 de febrero en Cuba, donde le extirparon un tumor canceroso el día 26.

Varias naciones aliadas de Cuba y miembros de la Alianza Bolivariana de los Pueblos de Nuestra América (ALBA), un pacto de integración regional, amenazaron con ausentarse de la Cumbre si La Habana no es formalmente invitada.

En el ALBA está Venezuela, Bolivia, Ecuador, Nicaragua, Dominica, Antigua y Barbuda, y San Vicente y Las Granadinas y Cuba.

“Hacemos votos para que esta incómoda situación no se repita en el caso de la próxima cumbre que se celebraría en Panamá”, expresó Santos antes de su partida.

Con Chávez, Santos dijo que tenían una reunión prevista para el 1 de marzo que debió suspenderse por los quebrantos de salud de su colega venezolano.

La idea de no asistir a la Cumbre, que los países latinoamericanos comparten con Estados Unidos y Canadá, fue lanzada recientemente por el presidente ecuatoriano Rafael Correa durante un encuentro de mandatarios del ALBA en Caracas.