Brewer rechaza declarar sobre Ley Arizona

La gobernadora del estado fronterizo con México inspiró, mediante su legislación estatal, la oleada de iniciativas que buscan criminalizar la inmigración indocumentada.

Phoenix (Arizona), 16 de marzo (EFE).- La gobernadora de Arizona, Jan Brewer, considera inapropiado dar su testimonio en una audiencia del Congreso sobre la ley estatal SB1070 un día antes de que se presenten los argumentos de la misma ante la Corte Suprema de EE.UU.

En una misiva enviada al senador Charles Schumer (D-NY), presidente del Subcomité de Inmigración del Senado Federal, la mandataria republicana rechazó su invitación para dar testimonio el próximo 24 de abril en Washington.

En la carta de dos páginas dada a conocer hoy por la oficina de la gobernadora, dijo que una de sus responsabilidades es proteger la seguridad de los arizonenses.

Indicó que cuando tomó posesión de su cargo en 2009, asumió también los problemas que el estado enfrentaba debido a la inmigración ilegal.

Brewer considera que este problema no surgió de la noche a la mañana, sino que ha empeorado por décadas a medida que el Congreso y las múltiples administraciones bajo el liderazgo de ambos partidos políticos ignoraron los peligros a lo largo de la frontera.

La gobernadora calificó a la SB1070, que entró en vigor en 2010, como una “reacción” a esta crisis y a la creciente frustración y enojo de los ciudadanos con la aparente apatía del Gobierno federal por aplicar las leyes y asegurar la frontera.

La SB1070 fue la primera ley a nivel estatal en criminalizar la presencia de inmigrantes indocumentados en Estados Unidos.

Antes de que entrara en vigor, en respuesta a una demanda entablada por el Gobierno federal, una jueza federal en Arizona bloqueó las partes más controvertidas de la regulación, entre ellas las cláusulas que autorizaban a la policía a cuestionar el estatus migratorio de las personas sospechosas de ser indocumentadas.

Esta decisión fue apelada por Brewer ante la Corte de Apelaciones del Circuito Nueve y ahora será escuchada por el máximo tribunal del país.