LA VÍBORA

LA VÍBORA
William Levy
Foto: ABC

No te empeñes en ser conocido, sino en ser alguien que merezca la pena conocer. ¿Escuchaste, William Levy? Con un look suave y con tan solo reírse, el latino más hot del momento en la televisión de habla inglesa está aprovechando sus minutos de fama en Dancing with the Stars. En este programa de concurso, el actor cubano ha mostrado ser OK a la hora de bailar. Si, OK, no importa qué tantos gritos haya en la audiencia; realmente sus actos no han sido espectaculares. Pero con esa carita de “yo no fui” y esos músculos que alborotan hasta a la abuela de la casa, su sola presencia en el escenario causa revuelo en el gallinero, en este caso en el estudio. Hasta uno de los jueces le pidió que se pusiera menos ropa. ¿Quién dijo que ser atractivo no ayuda a ser conocido? Hasta su coreógrafa ha aprovechado las rutinas para darle un buen agasajo al galán de las telenovelas. Y la bobita de Elizabeth Gutiérrez, la madre de sus dos hijos que hasta el look se cambió para buscar trabajo en Hollywood, ni “pío” ha dicho de las tremendas tocadas que le da la pareja de Levy en los ensayos. Yo ya hubiera puesto el grito en el cielo. ¿Será que Eli no es celosa y por eso el cubanito ha hecho lo que ha hecho con tanta “compañera”? Bueno, pero él, sigue digno, sin querer hablar de su vida privada, aún cuando es súper obvio que volvió con Gutiérrez. Creo que Levy ya se dio cuenta de que a diferencia de la prensa latina, que se dejó llevar por el supuesto truene con Elizabeth, la estadounidense no lo dejará en paz. William es experto en los trucos publicitarios, pero como también es buzo caperuzo para los negocios, sabe que el mismo cuento no funciona en todos los países. ¿Qué dirían los gallegos de los chistes mexicanos? Con esto en mente, esperemos que para los programas que Levy hará en inglés demuestre que es un actor de verdad y no un Ken de la televisión solamente.

¿Y qué onda con… Joan Sebastian? No conforme con todas las mujeres que ha apadrinado el cantante, ahora usa Twitter como herramienta de conquista. Lo trató con la cantante Lucero y esta le siguió el juego hasta cierto punto; después de todo habían grabado un dueto. Pero en su más reciente intento le salió el tiro por la culata. Resulta que el cantautor confesó en su página en la popular red social que por mucho tiempo Kate del Castillo fue su musa y que le tiró la onda fuerte a la ahora actriz en proceso de divorcio. La llamó “princesita con su cuerpo de diosa”, entre otras cosas y comentó que esto había sido incluso cuando él acababa de terminar su relación con Maribel Guardia, tiempo en el que también se lo relacionó con la actriz Arleth Terán, o sea que tiene un corazón de tienda departamental. Pero más tardó Joan en revelar lo que nadie le había preguntado que la protagonista de La reina del sur en ponerlo en su lugar. Kate le contestó llamándolo “usted”, demostrando que lo considera un viejito. Y pues no se equivoca; Joan tiene 60 años y ella casi 40, así que realmente podría ser su padre. A ver si después de esto el viejo raboverde sigue con sus aires de conquistador virtual. Si se topa con otra con el carácter de esta “muchachita”, no solo le cortarán las alas otra vez, sino quizá otra cosa. Me refiero a la inspiración, mal pensados. “El rey del jaripeo” se quedó tal y como pensó que Del Castillo lo veía en ese tiempo: como un “pobre güey”, en términos amorosos.