Adiós a Familias Saludables

Niños pueden perder su cobertura médica en la transferencia a MediCal
Adiós a Familias Saludables

El exitoso programa de cobertura médica Familias Saludables fue condenado a desaparecer después del acuerdo entre el gobernador Jerry Brown y la legislatura demócrata. Con esta decisión, se ahorra dinero al mismo tiempo que se crea una incertidumbre para más de 800 mil menores.

El propósito de Familias Saludables es dar cobertura de salud a los menores de edad de familias que tienen ingresos demasiado altos para estar en MediCal y muy bajos como para comprar seguro médico. El buen resultado de este programa hizo que alguna vez se soñara con una ampliación, para que el seguro de los hijos pueda abarcara también a los padres.

En cambio ahora el programa desaparecerá víctima del devastador impacto que la crisis económica tiene sobre el presupuesto estatal. La idea es ahorrar 13 millones de dólares del fondo general en 2012-13 y 75 millones para el 2014-15 transfiriendo los beneficiarios de Familias Saludables a MediCal.

Con esta solución se corre el peligro de que muchos jóvenes tengan dificultades en hallar cobertura.

Es muy posible que los nuevos beneficiarios de MediCal tengan problemas para encontrar atención porque el rembolso por servicio es muy bajo -menor que Familias Saludables – y cada vez hay menos médicos dispuestos a participar en este programa. Por suerte se logró un acuerdo con Kaiser Permanente para que sigan con la cobertura de 250 mil menores que hoy son pacientes a través de Familias Saludables, pero esto es insuficiente.

Lo más lamentable es que había una opción para evitar esta situación aprovechando la entrada en vigencia en 2014 de una parte de la reforma médica y moviendo una cantidad reducida de beneficiarios a MediCal.

Los efectos del déficit de presupuesto están perjudicando a todos los californianos en mayor o menor medida. Ya nos estamos acostumbrando, sin embargo, no debe haber resignación cuando se pone en juego la salud de los niños y jóvenes.