California no es Arizona, comentan en Los Ángeles

'La Opinión' recoge algunas reacciones de la gente en esta ciudad

En espera del camión que lo llevará a Highland Park después de una jornada de trabajo, Ramón Martínez contemplaba ayer la manifestación que se llevaba a cabo frente al edificio de los juzgados federales, situado en la calle Spring del centro de Los Ángeles.

“Es por lo de Arizona, están protestando por la decisión de la Corte, que parece que (Joe) Arpaio va a seguir haciendo de las suyas”, dijo Martínez.

“Yo creo que está mal, ese Sheriff ya la trae con nuestra gente, y ahora con eso pues más”, comentó en referencia al fallo de la Suprema Corte de Justicia que mantiene vigente una cláusula de la SB1070 que permite que los policías puedan indagar el estado migratorio de quienes, a su juicio, parezcan ser indocumentados, lo que derivaría en la práctica de perfil racial.

Alejandro Meléndez, un artesano residente de Utah que ayer andaba por asunto de negocios en Los Ángeles, dijo que ese tipo de prácticas raciales, como las que estarían efectuándose en Arizona, pueden extenderse a otros estados.

“Eso es discriminación. ¿Cómo va a ser que nomás por el color de la piel ya le pidan papeles a uno?”, mencionó. “Allá en Utah están agarrando muchas ideas de Arizona. Ya ve que sólo basta que uno ponga el ejemplo para que luego luego se vuelva como una plaga”.

Para Víctor Vizcarra, un estudiante universitario, la Suprema Corte cometió un error al no pronunciarse en contra de lo que parece promover el perfil racial.

“Arizona ha tenido una historia racista, primero con el rechazo del día de Martin Luther King, y ahora le siguen con la discriminación de los indocumentados, pero eso no es reflejo de la gente, es reflejo de políticos”, señaló.

“¿O sea que sólo por mi apariencia física ya me van a detener y me van a pedir mis papeles?”, cuestionó Ninibe Zoraida Santiago, una señora que pasaba por el lugar de la protesta.

“Yo no creo que eso esté bien. Tal vez eso nos pueda afectar acá, porque si están viendo que puede funcionar ahí, puede llegar aquí y afectar a todos”, dijo al momento en que se sumaba a la manifestación y tomaba un cartel donde se leía: “California no es Arizona”.