A LA PRIMERA FUERZA DE TAREA

LIEJA, Bélgica (EFE).- Los llegadores del Tour de Francia se pondrán hoy el traje de faena ante la primera ocasión de alzarse con una victoria de etapa, al término de la segunda cita en línea entre Visé y Tournai.

Los 207.5 kilómetros se desarrollarán enteramente en territorio belga, por tercera y última jornada consecutiva, antes de que el pelotón cruce la frontera con destino a Francia.

Los sprinters contarán con una buena oportunidad para alzarse con el triunfo en una etapa prácticamente llana, una monotonía sólo rota por el ascenso a la ciudadela de Namur, de cuarta categoría, a 126 kilómetros para la llegada.

La victoria será más buscada por el hecho de que es una de las pocas claras oportunidades que el Tour reserva a los llegadores en la primera semana de competencia.

Mark Cavendish del equipo Sky. ha sido considerado como uno de los mejores llegadores de los últimos tiempos, pero carece del tren que en el pasado le llevó a sobrevolar los esprints. Ganó cuatro etapas en 2008, seis en 2009 y cinco en 2010 y 2011.

Cavendish se veía solo en las metas del Tour.

El equipo le dedicó exclusivamente al noruego Edvald Boasson Hagen y, ni siquiera, a tiempo completo, porque el escandinavo, a sus 25 años, tiene sus propias ambiciones y espera cumplir con ellas ya en las calles de París.

Alrededor de la web