Acusan en México al PRI por presunto lavado de dinero

El PAN y el PRD pedirán a la fiscalía general que habrá una investigación

Ciudad de México – El gobernante Partido Acción Nacional (PAN) y el izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD) presentarán conjuntamente una denuncia ante la fiscalía general de México para que se investigue al PRI por presunto lavado de dinero.

La denuncia, que afecta a los gastos de campaña del Partido Revolucionario Institucional (PRI) con motivo de los comicios del 1 de julio, fue dada a conocer en una rueda de prensa que ofrecieron hoy el presidente del PAN, Gustavo Madero, y del PRD, Jesús Zambrano.

También anunciaron que anoche presentaron una petición ante el Instituto Federal Electoral (IFE) para que se acelere la investigación sobre las sospechas de uso irregular de fondos de campaña antes de que el Tribunal Electoral califique y confirme los resultados de las últimas elecciones, que ganó el PRI.

Madero aclaró que cuando se refieren a lavado de dinero no implica necesariamente que el origen de los fondos sea el crimen organizado, sino que puede tratarse de evasión de impuestos o del uso irregular de fondos públicos o privados. “Todo esto se tipifica como lavado de dinero”, insistió el líder del PAN.

La primera denuncia del PAN con ese caso se hizo el 14 de junio pasado, cuando pidió como medida precautoria que fueran congeladas las cuentas del banco Monex por presunto “manejo ilegal” de fondos por parte del PRI durante la campaña, algo a lo que no accedió el IFE.

Esas tarjetas fueron usadas presuntamente por el PRI para canalizar fondos de origen sospechoso y pagar a operadores políticos de ese grupo, de acuerdo con las denuncias presentadas.

El presidente del PAN dijo que con el PRD su grupo político mantiene “coincidencias” y que desean ir al fondo del asunto, que implica una presunta supuesta compra de votos mediante el uso de tarjetas prepagadas.

“Tenemos la certeza de que existen aquí evidencias fuertes, contundentes, de manejo ilegal de recursos durante esta campaña” señaló.

Por ello los dos partidos han pedido al IFE “que esto se desahogue y se aclare antes de la calificación de la elección por parte del Tribunal (prevista antes del 31 de agosto), y no ex post, para saber la magnitud, el origen de estos recursos ilegales que han sido denunciados y la presunción de lavado de dinero”, añadió Madero.

El dirigente conservador sostiene que, con las pruebas aportadas, “está muy acreditada la existencia de estas tarjetas (prepagadas, a cambio de votos) y la liga con la estructura de operación del PRI, con el ‘ejército electoral’ y los operadores del PRI”.

“Ahí hay materia que nos obliga a todos los mexicanos, a todos los demócratas, a que se investigue, se aclare y se sancionen estas acusaciones”, apuntó.

En la rueda de prensa, el presidente del PRD reconoció a Madero el valor político de sumarse a su partido para exigir que se aclare un posible “financiamiento ilegal” del PRI y su aliado, el Partido Verde Ecologista (PVEM) a favor de su candidato, Enrique Peña Nieto”.

Ante la presunción compartida de que “hubo lavado de dinero en la campaña del PRI también acordamos hace unos minutos solicitar una entrevista con la Procuradora General de la República, Marisela Morales” para “solicitarle formalmente” que “haga las investigaciones correspondientes” con los elementos presentados, agregó.

Zambrano añadió que la reunión con la fiscal “no es una acción de protocolo” sino parte de ir a “presentar una denuncia de hechos” en la que trabajan “con los equipos jurídicos de ambos partidos”.

El PRD y sus socios de coalición, el Partido del Trabajo (PT) y el Movimiento Ciudadano, han impugnado la elección y pedido su invalidez, estrategia a la que no se ha sumado el PAN, que sin embargo quiere que se esclarezcan los ilícitos relacionados con la presunta compra de votos.