Acusan a tres hispanos de secuestrar jóvenes en Miami

Formaban parte de un grupo que retuvo a un adolescente de 17 años y otro de 18, en una casa móvil
Acusan a tres hispanos de secuestrar jóvenes en Miami
La Policía confirmó que los jóvenes fueron secuestrados por cinco hombres armados.
Foto: Archivo

Miami – Cinco hombres, en su mayoría hispanos, fueron acusados de secuestrar a dos jóvenes de 17 y 18 años en el condado de Miami-Dade y mantenerles cautivos en una casa móvil, dijeron hoy las autoridades.

El detective Javier Baez del Departamento de Policía de Miami informó que los hombres fueron acusados y están bajo arresto, pero declinó suministrar detalles del caso porque por el momento “forman parte de la investigación y no podemos hablar sobre eso”.

Los acusados son Carlos Morillo, de origen dominicano; Alain Perea, de Cuba; Joe Manuel Cotte Vázquez, de Puerto Rico; Román Valentino Villacres y Dexter Deon Marshall, nacidos en Estados Unidos.

El quinteto afronta un cargo de asesinato y dos acusaciones de secuestro con arma, según el informe policial del caso divulgado hoy.

El hecho sucedió en una zona de casas móviles en Homestead el miércoles en la noche cuando los familiares del joven de 17 años llamaron a las autoridades para notificar que le habían secuestrado a punta de pistola.

Agentes policiales que investigaban el caso lograron ubicar el área de las casas móviles y cuando llegaron al lugar observaron a dos de los acusados en el caso manejando el vehículo de la víctima, por lo que procedieron a ordenarles que detuvieran el automóvil.

Mientras interrogaban a los sospechosos, el joven secuestrado logró escapar de sus captores y corrió hacia un supermercado cercano.

La víctima confirmó a la Policía que fue secuestrado por cinco hombres armados y que le mantuvieron en una casa móvil donde también había otro joven en cautiverio, según el informe.

El joven advirtió a los agentes que en la casa había tres hombres durmiendo y que estaban armados.

Al entrar a la residencia, los policías confrontaron a los presuntos secuestradores y hallaron a la segunda víctima amordazada y procedieron a rescatarla.

Cuando los agentes estaban inspeccionando la casa fueron confrontados por una mujer armada, quien era la novia de uno de los acusados, y la “Policía fue obligada a utilizar fuerza mortal. A la mujer se le disparó y murió”.

Debido a ese deceso, los sospechosos afrontan un cargo de asesinato.

“Nosotros tuvimos que disparar a un sujeto que lamentablemente matamos”, y se les acusa de homicidio a los sospechosos porque “así es la ley”, dijo el detective Baez.

La mujer fue identificada como Damaris Jaramillo, de 21 años.

Las víctimas, identificadas como Xavier Valdes, de 17, y Luis Mir Borjas, de 18, fueron ingresadas en un hospital local “por las heridas sufridas al ser golpeadas por los sujetos”, señala el reporte policial.