Servicio Postal exige modificación Servicio Postal estadounidense exige cambios

Atraviesa por crisis para mantenerse a flote durante dos meses
Servicio Postal exige modificación Servicio Postal estadounidense exige cambios
Entre abril y junio de 2012 USPS experimentó pérdidas por cinco mil 200 millones de dólares, una cifra preocupante.
Foto: AP

WASHINGTON, D. C.- El Servicio Postal de Estados Unidos (USPS) prometió no fallar a sus empleados y clientes. Sin embargo, sus números son preocupantes. Entre abril y junio de 2012 experimentó pérdidas por cinco mil 200 millones de dólares, -un indicador más de la profundización de su crisis-.

Con 55 mil 506 empleados hispanos a nivel nacional y 65 mil 790 en California, funcionarios insisten en que se implementen cambios inmediatos.

En comparación con el mismo periodo el año pasado, las pérdidas subieron dos mil 100 millones de dólares. Además, USPS experimentó este mes su primer no pago asociado a futuros beneficios de salud para retirados, equivalente a cinco mil 500 millones de dólares. Se espera que ese desempeño se repita en en septiembre.

Patrick Donahoe, director de USPS, defendió el jueves la gestión corporativa de la agencia; sin embargo, es difícil ignorar los mil millones de dólares en pérdidas entre abril y junio de 2012 solo por concepto de operaciones, esto debido a las bajas considerables en el uso del correo por parte de los estadounidenses.

Entre los años 2006 y 2011, la cantidad de envíos que realizó el Servicio Postal se redujo en un 20%. Especialmente el envío de cartas ha disminuido en un 25% desde 2006 y se espera que baje aún más para 2016, llegando a 30%.

“Vamos a priorizar los pagos para los empleadores y proveedores (mientras) seguiremos cumpliendo con nuestra misión de entregar el correo cada día. ¿Qué tipo de pagos vamos a omitir como resultado de nuestra situación? Un muy buen ejemplo son los cinco mil 500 millones de dólares. No nos sentimos orgullosos, pero es algo que tenemos que hacer”, aseguró Donahoe.

Actualmente USPS cuenta con 636 mil 239 empleados; 8.7% de ellos son hispanos. De acuerdo con el Servicio de Investigación del Congreso (CRS), la mayor cantidad de trabajadores por estado se concentra en California seguido (de lejos) por Nueva York, con 44 mil 201.

CRS indicó que la fuerza de trabajo de la agencia se ha reducido en un 20.3% en los últimos 20 años; eso significa una pérdida de 171 mil 576 trabajadores.

Entre 2008 y 2011 las sedes y estaciones mermaron en 269, llegando a cuatro mil b582. En julio del año pasado, USPS declaró la posibilidad de cerrar tres mil 652 oficinas, es decir, el 10% de sus puntos de venta.

El sindicato de trabajadores de correo (APWU) ha insistido en que los despidos masivos no resolverán la crisis. Actualmente se encuentran en negociaciones informales con la administración respecto a incentivos financieros para que algunos de sus trabajadores se retiren voluntariamente.

“No es sabio manejar negociaciones en público”, aseguró el presidente de APWU Cliff Guffey. “Este proceso no puede ser apurado. No seremos presionados a aceptar una oferta que no se traduzca en el mejor de los intereses para nuestros miembros”.

Este año el Senado aprobó una ley para reformar USPS y poder darle rentabilidad. Sin embargo, nada ha ocurrido en la Cámara de Representantes.

Funcionarios de la agencia han cabildeado en el Congreso porque se aprueben ciertas medidas como reducir los días de entrega a un promedio de cinco, lo que ahorraría dos mil 700 millones al año, junto a flexibilidad en cuanto a productos y precios.