Dos “nuyorricans” entre baleados cerca del Empire State

Las mujeres fueron identificadas como Erica Solar y Madia Rosario

Herido de bala en su brazo, Robert Asika, de 23 años, relató que vio al pistolero  disparando a diestra y siniestra en la calle.
Herido de bala en su brazo, Robert Asika, de 23 años, relató que vio al pistolero disparando a diestra y siniestra en la calle.
Foto: EDLP / Carolina Ledezma

Dos hispanas se cuentan entre las nueve víctimas del tiroteo ocurrido esta mañana en los alrededores del Empire State, en Nueva York, cuando la Policía intentaba detener al desempleado Jeffrey Johnson, de 56 años, luego que este asesinara a un excompañero de trabajo.

Las descendientes de puertorriqueños Erica Solar, de 30 años, y Madia Rosario, de 43 años, recibieron impactos de bala en el área de las piernas.

Solar, residente de El Bronx, trabaja como recepcionista en una oficina cercana al lugar de los hechos. La madre de dos hijos -de 10 y 13 años- se dirigía esta mañana a comprar un café en “Dunkin’ Donuts” cuando, según le contó a su hermano Louis Lleras, escuchó los disparos y cayó al piso. “Ella está bien, sólo un poquito impresionada. Le van a hacer cirugía, pero ella está bien”, añadió el hombre mientras esperaba a la entrada del hospital Bellevue de Manhattan, donde algunas de las víctimas fueron trasladadas.

Cerca de Lleras estaba Auselis Rosario, cuya cuñada Madia quedó atrapada en el incidente cuando iba de camino a la oficina donde labora como secretaria. Hasta el momento sólo sabía que Madia, madre de dos niños y residente en Brooklyn, estaba en condición estable.

Hasta la institución hospitalaria se trasladó el alcalde de la ciudad, Michael Bloomberg, quien tuvo acceso a todos los heridos. Uno de ellos fue el norteamericano Robert Asika, de 23 años y quien recibió un balazo con entrada y salida en el brazo, reveló en el hospital que vio el momento en que el atacante comenzó a disparar en la calle.

Asika, residente en El Bronx, se identificó como empleado de la empresa Citysights. El hombre necesitará tratamiento especial en su codo.