Mueren 64 por sismos en China

Cien mil desalojados y un gran número de casas destruidas

BEIJING, China (AP).- Una serie de sismos sacudieron ayer viernes una remota zona montañosa en el suroeste de China donde causaron la muerte de 64 personas, el desalojo de 100 mil y daños en miles de casas, informaron autoridades y medios estatales de comunicación.

Los equipos de rescate no han podido llegar a zonas alejadas debido a los daños, que también interrumpieron las comunicaciones en algunas áreas.

Los temblores comenzaron antes de las 11:30 de la mañana, hora local, con una magnitud de 5.6 grados en la colindancia de las provincias de Guizhou y Yunnan, mientras que otro movimiento telúrico de fuerza similar sucedió después del mediodía y fue seguido por más de 60 réplicas, informaron sismólogos de China y Estados Unidos. Aunque de potencia moderada, los sismos se originaron a baja profundidad, lo cual suele aumentar las posibilidades de daños.

La parte más afectada fue el condado de Yiliang, donde ocurrieron todas las muertes salvo una, de acuerdo con la página oficial en Internet del Gobierno provincial de Yunnan. Resultaron heridas 715 personas del mismo condado.

La Televisión Central de China transmitió escenas de caminos cubiertos por piedras de diverso tamaño y columnas de polvo en colinas que serían indicios de derrumbes. También mostró a unas 200 personas reunidas en lo que parecía un campo deportivo escolar en la cabecera del condado de Yiliang, una ciudad grande junto a un río en el fondo de un valle.

Debido a que algunos caminos estaban intransitables, los socorristas no han llegado a aldeas y ciudades alejadas, informó la agencia oficial de noticias Xinhua.

En la zona son frecuentes los sismos. En 2008, un temblor con una magnitud de 7.9 que pegó en la provincia de Sichuan, en el norte de Yunnan, causó la muerte de casi 90 mil personas. Muchos de los decesos fueron atribuidos a la mala construcción de estructuras, incluidas escuelas.

Los movimientos telúricos del viernes destruyeron o dañaron casi 30 mil viviendas, informó el sitio del Gobierno provincial en Internet. El servicio sismológico de Yunnan dijo que al menos 100 mil personas fueron desalojadas de sus casas. En total son 700 mil damnificados, indicó Xinhua.

En la ciudad de Luozehe, que está en Yiliang cerca de una mina de zinc, varios de los habitantes dijeron que cayeron piedras por laderas y que hubo casas derribadas.

“Es espantoso. Mi hermano murió por piedras que cayeron. Las réplicas llegaban y llegaban. Estamos muy asustados”, dijo el minero Peng Zhumen, citado por Xinhua. Un vocero de la ciudad de Jiaokui afirmó que hay un gran número de casas destruidas.

Los sismos fueron relativamente a baja profundidad, de unos 10 kilómetros (seis millas), lo cual produce sacudidas intensas incluso con magnitudes leves.

A manera de comparación, el fuerte temblor de 7.6 grados esta semana en Costa Rica se originó a 41 kilómetros (25 millas) bajo la superficie de la Tierra y causó un número muy menor de víctimas y daños. A esto se suma también una mejor aplicación de las reglas de construcción.