Los Tigres aventajan a Oakland

Con la serie 2-0 a su favor, Detroit intentará barrer mañana a los A's
Los Tigres aventajan a Oakland
Don Kelly es felicitado por sus compañeros después de anotar la carrera del gane con fly de sacrificio de Omar Infante.
Foto: AP

DETROIT.- Al Alburquerque se estiró para atrapar un rodado difícil, y expresó su alegría dándole un beso a la pelota antes de lanzarla a la primera.

El atrevimiento del relevista dominicano hizo sonreír a sus compañeros de Detroit en la novena entrada de un partido reñido. Poco después, los Tigres se dedicaron a celebrar.

Don Kelly anotó la carrera del empate tras un lanzamiento descontrolado en la octava entrada y después bateó un elevado de sacrificio con las bases llenas en la parte baja de la novena para llevar ayer a los Tigres a la victoria de 5-4 sobre los Atléticos de Oakland.

Detroit se puso así 2-0 arriba en la Serie Divisional de postemporada de la Liga Americana. Los Tigres remontaron tres veces en el partido.

La pizarra estuvo empatada 1-1 hasta que el partido se reanimó con acciones sorpresivas en los últimos tres capítulos, incluyendo un error clave del jardinero central Coco Crisp, de Oakland, y un par de lanzamientos descontrolados que provocaron empates.

El venezolano Miguel Cabrera, ganador de la Triple Corona, pegó dos dobles para los Tigres, bateó un elevado que terminó en un error de dos carreras y finalmente conectó un sencillo en el noveno episodio.

Alburquerque conservó el empate en la novena cuando atrapó el rodado del cubano Yoenis Céspedes hacia la lomita con hombres en primera y tercera y dos outs.

Satisfecho por la captura, le dio un rápido beso a la pelota y lanzó por debajo a la primera.

“Pues la atrapé”, dijo Alburquerque sobre la jugada. “Era la emoción del partido. Mi intención no era atraer la atención”.

El jardinero Josh Reddick, de Oakland, no se sintió nada emocionado: “Nosostros no apreciamos eso. Creo que fue [un acto] inmaduro y nada profesional”.

“Eso no se hace en el terreno de juego. Hay que dejarlo para la caseta. Es todo lo que voy a decir”, añadió.

Detroit buscará una barrida en el tercer juego, que se disputará mañana en Oakland, equipo que acumuló 23 ponches en los primeros dos juegos.

Los Atléticos esperan que su zurdo Brett Anderson esté en condiciones para abrir el tercer partido contra el venezolano Aníbal Sánchez.

Los actuales campeones de la División Oeste se convirtieron en el primer equipo en la historia del beisbol en ganar una división o gallardete después de estar abajo de al menos cinco juegos con sólo 10 partidos pendientes.

Los Atléticos sorprendieron a medio mundo al barrer en la serie de tres juegos a los favoritos Rangers de Texas en los albores de la campaña regular, borrando un déficit de dos juegos en batalla por el pendón Oeste.

“Nosotros no estamos dispuestos a empacar los útiles. De ninguna manera. No acostumbramos eso en la temporada, por eso es que estamos aquí. Vamos a seguir luchando hasta que hayamos terminado, de una forma u otra. Hemos estado haciendo esto durante todo el año”, comentó el segunda base de Oakland, Cliff Pennington.