Cinco pasos para: Configurar el monitor de tu PC

¿Tienes dudas sobre el proceso para configurar el monitor de tu PC? Aquí te explicamos el proceso en cinco pasos

Paso 1.
Paso 1.
Foto: Screenshot

Actualmente, trátese de computadoras de escritorio o portátiles, existe una gran variedad de monitores, con diversos tamaños, formatos y resoluciones. Por ello, según las necesidades y preferencias de cada usuario, a veces resulta conveniente ajustar la configuración del monitor para permitir un mejor trabajo en la computadora. Un factor clave en ello es la resolución de pantalla de la PC, medida en pixeles.

Para ajustar las características del despliegue en pantalla en tu PC primero que nada ve al escritorio y pulsa sobre él con el botón derecho del ratón. Aparecerá una opción llamada ‘Screen resolution’ acompañada de un pequeño icono en forma de pantalla. Haz click sobre esta opción y se desplegará una ventana de control del monitor, donde podrás seleccionar la resolución de pantalla y otros elementos (como monitores múltiples).

En la ventana de control de monitor pulsa la opción ‘Resolution’ para desplegar las opciones de resolución de pantalla disponibles en función de las características de tu computadora y tu monitor. Por lo general, esta opción muestra un tamaño ‘recomendado’ (‘recommended’) pero cada usuario puede ajustarlo si lo desea. Selecciona con el ratón la opción que prefieras y pulsa el botón ‘Apply’.

El monitor procederá ahora a ajustar su despliegue según la resolución indicada. Es posible que se vaya a negro por un momento. Una vez hecho el ajuste podrás ver cómo luce tu pantalla con la resolución seleccionada y el sistema te mostrará una ventana en la que deberás confirmar o rechazar ese cambio. Si no hay una indicación directa del usuario, tras unos segundos el sistema volverá automáticamente a la resolución anterior.

Otra opción es modificar el tamaño de los elementos en pantalla (texto, ventanas). En la ventana de control del monitor pulsa en el link ‘Make text and other items larger or smaller’ y se desplegará otra pantalla con opciones de tamaño ‘Smaller’ (pequeño, la opción estándar), ‘Medium’ (mediano) y ‘Larger’ (grande). Estas dos últimas opciones son útiles para personas con limitaciones visuales o vista cansada.

Computadoras con procesador Intel tienen usualmente instalado un panel de control de pantalla que ofrece varias opciones de ajuste. Para activarlo basta con ir al escritorio y sobre él pulsar el botón derecho del ratón y seleccionar ‘Graphic Properties…’. También se despliega pulsando simultáneamente las teclas Ctrl+Alt+F12, con la opción de escoger entre tres modos de operación según el nivel de conocimiento del usuario.