Candidatos hispanos podrían hacer historia

Según NALEO, hay 49 candidatos latinos que se postulan a la Cámara de Representantes este año
Candidatos hispanos podrían hacer historia
Esta fotografía tomada el 19 de octubre de 2012 muestra a Michelle Lujan Grisham, derecha, candidata demócrata al Congreso por Nuevo México, mientras habla con Betty Minero, de 88 años, en la Barelas Coffee House en Albuquerque, Nuevo México
Foto: AP / Russell Contreras

ALBUQUERQUE, Nuevo México — Es la hora del almuerzo en el café Barelas, en pleno centro de uno de los más antiguos barrios hispanos de Albuquerque. La candidata demócrata a la Cámara de Representantes Michelle Luján Grisham saluda a los comensales de mesa en mesa, en busca de votos, mientras los camareros sirven platillos de chiles rojos y enchiladas.

Luján Grisham rápidamente inicia una conversación con Betty Minero, de 88 años, a quien no le molesta el hecho de que la candidata demócrata, hija de un dentista mexicano-estadounidense y de madre estadounidense, no habla español y trabajó para Gary Johnson, que fue gobernador de Nuevo México.

“Nos hará sentir orgullosos”, destaca Minero.

Luján Grisham forma parte de una nueva generación de hispanos de clase media, que ha tenido educación universitaria y que este año se postula a la Cámara de Representantes. A diferencia de sus predecesores, los nuevos candidatos hispanos no proceden de sindicatos ni de clase obrera, e incluso algunos son candidatos en distritos que no tienen mayoría hispana.

La flamante candidata integra una nueva promoción que podría llegar a convertirse en el mayor número de hispanos elegidos a la Cámara de Representantes en los comicios del 6 de noviembre.

El grupo bipartidista Asociación Nacional de Funcionarios Latinos Elegidos y Designados (NALEO) destacó que un total de 49 candidatos hispanos se postulan a la Cámara de Representantes este año.

El grupo afirma que por lo menos 27 de ellos tienen probabilidades de ganar, entre ellos 22 que tratan de ser reelegidos o hispanos que se postulan en reemplazo de otros hispanos.

Si los candidatos obtienen victorias en cuatro reñidas contiendas adicionales, el total podría aumentar hasta 31. En ese caso, sería la mayor promoción de hispanos que se haya visto en el Congreso y el mayor incremento en escaños que haya ostentado este grupo en una sola elección.

Los hispanos suman actualmente 53 millones en Estados Unidos, un 17% de la población, de los cuales 24 millones están habilitados para votar.

Aunque solo la mitad de los hispanos aptos para votar participarán en las elecciones, muchos de ellos viven en estados clave para decidir el resultado de las contiendas, inclusive para decidir la Casa Blanca.

Los nuevos candidatos son los beneficiarios directos de los derechos civiles logrados, los cambios demográficos y los nuevos escaños legislativos creados en los recientes distritos redefinidos. Entre ellos figuran un ex astronauta, un médico que ostenta tres títulos de la Universidad de Harvard, catedráticos universitarios, abogados e hijos de inmigrantes y pioneros de los derechos civiles.