Diga sí a la prop. 38

La Proposición 38 coloca la prioridad en nuestras escuelas, tal como era antes

California

No es ningún secreto que hay una brecha en la educación. Sin embargo, nuestro sistema educativo en California sigue fallando con los recortes devastadores, la sobrepoblación en las escuelas y los días de recortes obligatorios. Las escuelas se han visto obligadas a despedir a las personas que ayudaron a dar forma a nuestras vidas y las vidas de nuestros hijos.

Se han eliminado programas de apoyo a la diversidad y los años escolares han sido recortados. Sólo este año, el Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles ha tenido que acortar cinco días escolares. Nuestro sistema de educación pública está sufriendo, pero los mas afectados serán nuestros hijos si no hacemos algo al respecto.

Por esta razón debemos tomar cartas en el asunto y votar por la Proposición 38. Dicha propuesta intenta recaudar $10 mil millones al año durante los próximos 12 años para restaurar los fondos para la educación a través de un aumento temporal de los impuestos que estarán entre 0.4% y 2.2%, dependiendo del nivel de ingresos de uno. Esto significa que los que ganan más de un millón de dólares pagarían un promedio de 77,000 dólares, mientras que aquellos con ingresos entre 25,000 y 50,000 dólares al año pagaría sólo $54.

Desde el 2008, se han recortado $20 mil millones de las escuelas y se han despedido mas de 40 mil maestros. California cuanta con los salones de clases mas grandes en todo el país, algunos hasta con 40 alumnos. Los recortes son mayores que cuando la Gran Depresión.

Por desgracia, los latinos son quienes sufrimos mas cuando las escuelas carecen de fondos. California ha caído al lugar 47 en país en lo que corresponde al financiamiento de las escuelas y hasta las clases han resultado afectadas por los recortes. La Proposición 38 ayudaría a combatir la brecha en la educación a través de la distribución de fondos equitativos para todas las escuelas públicas en California por cada estudiante. Esto tiene el potencial de nivelar los distritos escolares de todo el estado.

La Proposición 38 toma prioridad en nuestras escuelas como antes. Proporcionaría fondos para reducir los tamaños de los salones de clase, para restaurar las clases de música, matemáticas, ciencia, así como la educación profesional y técnica y la preparación para la universidad – basado en las necesidades de diferentes escuelas.

Los fondos irián directamente por alumno de cada escuela y únicamente se podrían gastar en ese plantel educativo. Se auditaran los fondos y cualquier intento de mal gastar el dinero será penado con cárcel y la prohibición de ejercer cargos públicos.

Los no se podrían gastar para aumentar salarios o pensiones del personal de la escuela, y la Proposición 38 prohibiría gastar más de 1% en la administración.

La Proposición 38 restauraría la confianza en las escuelas públicas de California. Ayudaría a restaurar el potencial de nuestros niños para que sean exitosos. No podemos seguir ignorando el problema de la educación en nuestras escuelas. Vote sí a la Proposición 38, por nuestros hijos, por nuestro futuro.