Como todo un ‘Jaguar’

TUXTLA GUTIÉRREZ, México.— El paraguayo Salvador Cabañas volvió a pisar la cancha del Víctor Manuel Reyna y una vez más se colocó un jersey de su primer equipo en el futbol mexicano, Jaguares de Chiapas.

Cerca de las 6:00 p.m. (5:00 p.m. en Los Ángeles) en una camioneta blindada llegó el “Mariscal” al inmueble deportivo, en donde se cambió de ropa y de inmediato saltó al campo, donde ya lo aguardaban los integrantes del conjunto naranja.

El técnico José Guadalupe Cruz convocó a sus elementos al centro de la cancha y ahí le brindó unas palabras al ariete guaraní y después se escuchó un fuerte aplauso por parte de los futbolistas, además de que algunos le dieron la tradicional “patadita”, como si se tratare de un elemento juvenil de recién ingreso.

Cabañas realizó los ejercicios de calentamiento y después se puso a jugar en llamado tenis-balón.

Su pareja fue el juvenil Luis Loroña y se enfrentó a la dupla de Luis Noriega y Juan de Dios Ixtlahuac.

El paraguayo no tuvo ningún problema al golpear el balón, incluso con la cabeza en varias ocasiones, para tratar de hacer puntos durante la partida.

Más tarde, formó un grupo de aproximadamente 10 elementos y con ellos comenzó a jugar el tradicional “torito”, en el cual se le vio muy participativo, con especial atención de sus compañeros que le tocaban constantemente el esférico.

Después de una hora de entrenamiento, Salvador se acercó al “Profe” Cruz, quien estaba en el centro de la cancha, y entre los dos se pusieron a analizar la forma de pegarle al balón de varios elementos juveniles del equipo.

El técnico de Jaguares le preguntó constantemente a Cabañas su punto de vista.

Cabañas se retiró a los vestidores sin acercarse al público, aún cuando a gritos le pedían una fotografía o un autógrafo.

Salvador Cabañas estará en el partido de hoy entre Jaguares y Pumas para recibir el reconocimiento por su trayectoria en el equipo, al cual llegó en 2003, para tres años después irse al América.