Problemas en Florida

MIAMI, Florida (Notimex).— El voto adelantado o en boleta ausente generó problemas y demandas en algunos condados de Florida, en vísperas de las elecciones presidenciales en Estados Unidos, debido a una respuesta en masa del electorado.

Los problemas hicieron recordar a muchos estadunidenses el “fiasco” de la contienda del 2000, cuando tras un recuento de boletas el republicano George W. Bush venció al demócrata Albert Gore por poco más de 500 votos populares. Hasta ayer lunes han votado casi 4.5 millones de personas de manera anticipada en Florida, según datos oficiales.

Los republicanos recortaron de 14 a ocho días el plazo para votar por adelantado y es por ello que se observaron largas filas en el Departamento de Elecciones de El Doral, en Miami-Dade.

El senador demócrata por Florida, Bill Nelson, dijo que debido a las largas filas había solicitado al gobernador del estado, el republicano Rick Scott, la ampliación del plazo para votar por adelantado, a lo que éste se negó.

Recordó que en el pasado los gobernadores Jeb Bush y Charlie Crist extendieron ese plazo porque consideraron que “eso es lo que se debe hacer”.

Debido a ese recorte, el plazo para el voto adelantado que se hace en persona concluyó el sábado. Debido a la asistencia masiva, las autoridades electorales han dado la oportunidad de votar en persona con boleta ausente, lo que tradicionalmente se hace por correo.

En lo condados de Miami-Dade y Palm Beach, dos de los más populosos de Florida, se permitió votar en persona con boleta ausente, mientras que en Broward es sólo por cita, informaron las autoridades electorales.

Uno de los problemas se presentó el domingo pasado, cuando unas 200 personas fueron autorizadas a votar en persona con boleta ausente en el Departamento de Elecciones del Doral en Miami-Dade y una hora después se cerró la votación, para después de protestas volver a reiniciarla.

“No estoy contento con la decisión, pero cuando tienes a 200 personas ahí listas para votar no las puedes privar de su derecho”, dijo el alcalde de El Doral, Carlos Giménez