Come bien, vive mejor: Lunes sin carne

No me sorprendió cuando el Concejo de la Ciudad de Los Ángeles aprobó por unanimidad la semana pasada una resolución que apoya los “Lunes Sin Carne” (Meatless Monday), ya que esta una tendencia de moda en ciudades grandes y cosmopolita como Washington y Nueva York.

Muchas personas me han dicho que les agrada la idea de no comer carne por lo menos un día a la semana para ayudar al medio ambiente o por cuestiones de salud, pero no lo hacen porque no saben qué comer.

Les voy a compartir el menú entero de un día, para que ya no tengan más escusas y puedan unirse a esta tendencia global que les ayudará a mejorar su salud.

Avena caliente con fruta y leche de soya. Puede ser avena de cualquier marca y la fruta de su predilección, a mi me gusta con fresas y cerezas.

A media mañana, si le da hambre, puede comer un mango o cualquier otra fruta.

Ensalada fresca de lechuga, garbanzos (de lata), rábanos y pepino. Agréguele jugo de limón y aceitunas, en lugar de aderezos.

Berenjena, ejotes y papas en trozos, preparados con su salsa de tomate preferida.

Arroz integral y/o frijoles. A mí me gustan ambos al estilo casamiento (platillo salvadoreño).

Puede acompañarlo con tortillas de maíz.

Pasta preferiblemente integral, con vegetales a su gusto salteados. A mí me gusta saltear ayote italiano y mexicano con cebolla y rodajas de tomate fresco, lo puede sazonar con albahaca, si gusta. Acompáñelo con pan integral. Yo prefiero preparar unas tortillas hechas en casa. Lo puede servir con ensalada de pepino con limón.

Con esta comida se sentirá satisfecho. Su estómago y el medioambiente se lo agradecerán.

Recuerda lo que decía el padre de la medicina, Hipócrates: “Que tu comida sea tu medicina”.