Las lágrimas de la victoria

Más de nueve años le costó al 'Turco' Mohamed llegar a una final en México
Las lágrimas de la victoria

TIJUANA, México.— A Antonio Mohamed le costó lágrimas triunfar en el futbol mexicano.

El “Turco” lloró después de lograr con Tijuana el pase a la final del Torneo Apertura 2012 ante Toluca. El León fue apenas el último escalón para llegar al duelo por el título, pero no el primero, ya que al argentino le costó nueve años y tres meses, además de tres oportunidades, alcanzar estas alturas en la Liga.

De debutar en México con un equipo de la entonces Primera “A” como el Zacatepec, en agosto de 2003, y nunca dirigir completo un torneo en el Máximo Circuito, hoy Mohamed demostró que eran infundadas las críticas cuando llegó a Xolos en septiembre de 2011.

Su productividad es envidiable. Suma 20 triunfos, 16 empates y apenas seis derrotas en tres torneos.

Tiene a la mejor defensiva con 18 goles en contra en 20 partidos, además de que por el descenso no se preocupa al contar con un promedio de 1.5686, arriba de 11 equipos.

Sólo que atrás de la frialdad de los números hay mucho más. En 2003 Mohamed debutó como técnico en el club en el que se retiró como jugador, el Zacatepec de la Primera “A”; luego se estrenó en Primera con Monarcas, pero apenas lo dirigió 12 partidos y, tras volver a Primera “A” con Querétaro, tuvo otro breve lapso en Primera con Jaguares de seis juegos, y entonces se marchó sin gloria del país.

Dirigió entonces por primera vez al equipo del que fue siempre hincha, Huracán, en 2005, pero un año después en el Mundial de Alemania 2006 la tragedia llegó a su vida.

Tras el duelo entre alemanes y argentinos, sufrió un accidente automovilístico por el que estuvo cerca de perder la pierna, pero en el que falleció su hijo Faryd, de 9 años.

En su regreso a México, en 2007, ya más maduro y con un título de Segunda División argentina en la maleta, un corto período de ocho juegos con Veracruz lo devolvió a su país, donde encontró la consagración con el Independiente, al que clasificó a Copa Libertadores y con el que alzó la Copa Sudamericana.

En su tercer intento en México, el “Turco” Mohamed ha ligado en un año más encuentros dirigidos que en los ocho anteriores, y clasificó a Xolos de Tijuana por primera vez en su historia a una Copa Libertadores y a una final. Siendo así, se vale llorar.

Por lo pronto, y como un premio a los grandes resultados que ha entregado desde su llegada a los Xolos, Antonio Mohamed fue ratificado ayer en su cargo al frente del equipo fronterizo por el presidente deportivo del Club de Tijuana, Ignacio Palau.