Reencuentro entre amigos

Enrique Meza dirigió a Antonio Mohamed hace 16 años en Toros Neza
Reencuentro entre amigos

TIJUANA, México.— Cuando la “cabeza” de Enrique Meza pendía de un hilo con Toros Neza, el técnico le pidió a Antonio Mohamed que corriera más, que sudara la camiseta.

Por increíble que parezca, el “Turco” se rehusó a tal solicitud… hace 16 años.

En charla con CANCHA, Jesús López Meneses reconstruye la relación entre los ahora técnicos de Tijuana y Toluca, que hoy se enfrentan en la ida de la final, la cereza al pastel de una amistad que comenzó en el primero de los 33 torneos cortos hasta el momento.

“Hubo dificultades, la estancia del ‘Profe’ Meza pendía de un hilo. Habíamos perdido en Monterrey [5-1], el ‘Profe’ empieza a exigirle a varios jugadores y le comenta a Mohamed que le iba a exigir el sacrificio físico para apretar a un jugador y que no se quedara parado”.

“Mohamed le dice: ‘Mire, Profe, no voy a correr, pero me comprometo con mi equipo a poner 2 o 3 pases de gol y voy a asistir en otros’, fue cuando nos empezamos a conocer. El ‘Profe’ siempre hablaba de conocer las debilidades o virtudes de los jugadores en la cancha para conocernos. mejor. Fue cuando Toros empieza a caminar en esa filosofía”, recordó López Meneses, integrante de aquel equipo en 1996.

“Mohamed representa un amigo porque durante ese tiempo fuimos amigos, alguna vez discutimos tonterías, pero después, con el tiempo, siempre hemos tenido esa sensación de amistad. En su partido de despedida me pidió dirigirlo y eso me une mucho a él”, contó por su parte Enrique Meza.

De cuatro derrotas en siete jornadas, los astados se repusieron y avanzaron hasta la semifinal del Invierno 96, donde cayeron con Santos, a la postre campeón.

Esos Toros de la Liguilla en dicho torneo y el Verano 97 pasaron a la historia por su folclore, por las cabelleras pintadas de todos los colores o las máscaras de personajes famosos y por su gran nivel de juego comandados por el “Turco”.

“Él [Meza] era muy serio y nosotros lo contrario, éramos la locura. Buscábamos divertirnos, eran ocurrencias de Mohamed aceptadas por todo el grupo”, recuerda Meneses.

“La vez que nos pintamos el cabello era porque a él [Antonio] lo estaban decolorando, haciéndole figuras en el cabello, nos acercamos a su cuarto y empezamos a jugar, a echarnos el peróxido, a algunos los agarrábamos a fuerzas, éramos como niños”, relató.

De esos Toros salieron exponentes interesantes en la dirección técnica como Guillermo Vázquez y Miguel Herrera, quienes dirigen a dos de los equipos más emblemáticos del futbol nacional.

“El ‘Profe’ Meza decía que había críticas de que no éramos un equipo serio, todo lo agarrábamos a relajo, nosotros decíamos que no era así, que tomábamos las cosas con responsabilidad, y que si decidíamos salir con el cabello pintado era por diversión, no para llamar la atención”, dijo López Meneses.

Hoy, el legado de los Toros Neza persiste, 16 años después, y se llama Enrique Meza y Antonio Mohamed.

En cuanto a que se enfrentan el maestro y el alumno, Meza dijo: “No tengo alumnos, tengo gente que toma cosas de una manera de jugar, pero hasta mal me dicen el ‘Profe’ Meza, pero no sé por qué, no entiendo, soy una gente casi sin educación y me dicen ‘Profe'”.