Vibran con Xolos

Tijuana vive la fiebre del futbol por el pase de su equipo a la final
Vibran con Xolos

TIJUANA, México.— El nombre oficial del equipo de futbol local es Club Tijuana Xoloitzcuintles de Caliente, pero aquí prefieren decirle simplemente Xolos, una palabra que se repite por todas partes ante la euforia colectiva que ha provocado el haber llegado a la final del balompié mexicano en contra de los Diablos Rojos de Toluca, la que se disputará en dos juegos a celebrarse uno hoy y el otro el domingo.

“Aquí ya todos somos fanáticos de los Xolos”, dice feliz Doña Tere, la señora que los martes vende birria en el mercado sobre ruedas de la colonia Tomás Aquino.

¿O sea que ya son fans de Jorge Hank Rhon?, le pregunto a los comensales.

“Pues sí, ese señor es dueño de Tijuana”, responde un hombre que presume su camisa negra de Xoloitzcuintles, aunque sea pirata, porque está difícil para pagar los $899 pesos ($72 dólares) que cuesta la original.

El equipo Xoloitzcuintles pertenece al Grupo Caliente, que opera casas de apuestas por todo el país, propiedad del polémico empresario y exalcalde de la ciudad, Jorge Hank Rhon, quien a sus 56 años de edad busca ser el candidato del PRI para gobernar Baja California, como lo hizo hace seis años, cuando perdió contra el actual gobernador panista, José Guadalupe Osuna Millán.

“Pero aquí estamos hablando de futbol, no de política, los Xolos son de Tijuana y ya”, replica otro devoto de la comida callejera.

Sin embargo, el mismo Hank Rhon hizo declaraciones a la prensa hace un par de días sobre la ayudadita que le dará el pase a la final de los Xolos en sus intenciones por llegar a gobernar el estado.

“Es de los bajacalifornianos por supuesto (el equipo), pero para cuestión de votos es priísta”, declaró Hank Rhon.

Pero a Luis Jaime Vázquez, quien despacha una tienda de abarrotes, poco le importa quién esté detrás de los Xolos, porque considera que por primera vez esta ciudad fronteriza se identifica con un equipo local.

“Tan así que si los Xolos son campeones dejo de ser ‘chiva’, así como lo oyes”, asegura sobre su metamorfosis futbolera.

Luis Jaime emigró de Durango a Tijuana hace 32 años, cuando tenía 3, y ha sido fanático de las Chivas Rayadas de Guadalajara, pero la emoción es tan grande por lo que ha logrado el equipo local que está dispuesto a renunciar al Rebaño Sagrado.

El optimismo en Xolos de Tijuana también se refleja en los momios de la casa de apuestas Caliente, propiedad del mismo Hank Rhon, a quien suelen decir “El Zar de las Apuestas”.

Xolos aparece como favorito para ganar el juego de ida de la final del Torneo Apertura 2012 de la Liga MX, con momios de -120, es decir, si alguien le apuesta 10 dólares, ganaría 8.30 dólares.

La misma apuesta a favor de Toluca representaría una ganacia de 23.50 dólares.

Y si le arriesgan al empate, la bolsa sería de 25 dólares.

Los aficionados de Xolos se volcaron desde la noche del martes al Estadio Caliente para tratar de comprar los boletos al público general que se venderían ayer, pero muchos regresaron decepcionados porque sólo hubo 500 disponibles de las 22,333 localidades.

El resto se vendieron el lunes a quienes contaban con el “Xolopass”, una membresía para quienes compran boletos de toda la temporada.

“¡Queremos boletos!, ¡queremos boletos!, ¡no a la corrupción!”, gritaban cientos de fans a las afueras del estadio donde ilusionados pasaron la noche.

Don Salvador Silva Rosales, de 77 años, fue uno los que no alcanzó boleto y que resignado se disponía a ver el juego por televisión.

“Hay un ambientazo por toda la ciudad, nunca se había visto algo así, deberían de hacer más grande el estadio, porque aquí hay mucha afición”, comentó mientras echaba un vistazo a los artículos que se venden en la tienda oficial de Xoloitzcuintles.

“Vine a comprar unos gorros para el frío, porque me los encargaron mis hijos que viven allá en Los Ángeles, en Paramount, ellos también le van a los Xolos”, dijo don Salvador, quien hace 52 años llegó a vivir a Tijuana procedente de Guadalajara.

¿Y no es aficionado de Chivas?

“Pues sí, pero ya llevo tantos años aquí, mis hijos nacieron aquí, que pues ya soy xolo”, respondió.