‘Régimen controla armas químicas’

Un funcionario dice que Siria ha concentrado su arsenal en uno o dos centros para evitar que los rebeldes accedan a ellas

MOSCÚ, Rusia (Notimex).— Rusia aseguró ayer que las armas químicas de Siria están bajo control del régimen y reiteró su negativa a conceder asilo político al presidente Bashar al-Assad mientras que en Damasco estallaba un carro bomba dejando al menos cinco muertos.

El ministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguei Lavrov, precisó que Siria ha concentrado su arsenal de armas químicas en uno o dos centros para evitar que los rebeldes accedan a ellas, ya que las naciones occidentales temen que lleguen a “manos equivocadas”.

“El régimen sirio está haciendo todo lo posible para salvaguardar esas armas. Estamos siguiendo todas las pistas sobre las armas químicas, sin embargo existe el peligro potencial de que esas armas podría ser aprovechadas por los rebeldes”, dijo Lavrov, citado por la agencia Novosti.

Las potencias occidentales han advertido a al-Assad que cualquier uso de armas químicas sería inaceptable, incluso el presidente estadunidense, Barack Obama, ha dicho a Siria de que el movimiento o el uso de armas químicas tendría “consecuencias enormes”.

Asimismo, el jefe de la diplomacia rusa reiteró que su país no tiene planes de conceder asilo al presidente sirio tras recordar que esa ha sido la postura que ha tomado Rusia desde que comenzó el conflicto en Siria, en marzo del año 2011. Indicó que hay algunos países que están dispuestos a darle refugio a al-Assad y han pedido a Rusia que tome parte como un mediador.

“Mi respuesta es muy simple: ¿Por qué nos utilizan como un cartero: Si el presidente sirio está interesado, entonces deben discutir con él directamente”, dijo Lavrov

A su juicio, la salida de al-Assad de Siria no pondrá fin al conflicto. “Los servicios secretos de Occidente hacen pronósticos muy serios y fundados de que el derrocamiento del régimen no terminará la violencia, ya que la pugna cobrará nuevo vigor”, advirtió.

En el marco del conflicto en Siria, un carro bomba estalló este sábado en el distrito de Qabun, en el este de Damasco, causando al menos cinco muertos, decenas de heridos y numerosos daños materiales, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

Los atentados, en particular con coche bomba, se han multiplicado en los últimos meses en Damasco y su periferia, teniendo como blanco edificios del Gobierno y el aparato de seguridad.