‘Nole’ exigieron

Djokovic salta a semifinales sin ningún sobresalto
‘Nole’ exigieron
Novak Djokovic celebra después de dar cuenta del checo Tomas Berdych.
Foto: AP

MELBOURNE, Australia (AP).— El serbio Novak Djokovic no sufrió tanto esta vez y se impuso ayer 6-1, 4-6, 6-1, 6-4 al checo Tomas Berdych, para avanzar a las semifinales del Abierto de Australia, donde se medirá al español David Ferrer.

En tanto, María Sharapova siguió intratable en un torneo en el que ha cedido sólo nueve games, para colocarse también en las semifinales, donde enfrentará a la china Li Na.

Después de que necesitó 5h 2′ para eliminar al suizo Stanislas Wawrinka el domingo, Djokovic no atravesó problemas serios el martes y continuó la búsqueda de un tercer título consecutivo en Melbourne.

Completó su victoria sobre Berdych exactamente en la mitad del tiempo que duró su juego anterior. Ahora, ‘Nole’ ha ganado 19 encuentros consecutivos en la cancha del Melbourne Park.

“Fue una gran actuación”, dijo. “Esperaba que el partido fuera más corto”.

Luego, el serbio agradeció a sus entrenadores y masajistas, por ayudar a que se recuperara tras el maratónico encuentro del domingo.

“Considero que estoy en buena condición, pero tengo un gran equipo alrededor de mí, el cual ha hecho lo mejor posible para que me sienta listo para jugar cada partido, tanto en el aspecto mental, como en el emocional”, señaló.

Por otro lado, Ferrer tuvo un encuentro complicado. Tres veces en los primeros cuatro parciales, el español estuvo en riesgo de ser eliminado por su compatriota Nicolás Almagro, quien nunca lo ha vencido en una docena de encuentros competidos.

Ferrer, cuarto favorito, sobrevivió al peligro en el tercer parcial y a dos situaciones comprometidas en el cuarto, cuando Almagro, décimo favorito, servía para el partido.

Consiguió resistir hasta que finalmente avanzó a sus cuartas semifinales en seis torneos de Grand Slam al imponerse por 4-6, 4-6, 7-5, 7-6 (4), 6-2.

La rusa Sharapova, número dos del mundo y segunda favorita, superó por 6-2, 6-2 en los cuartos de final a su compatriota Ekatrina Makarova en la arena Rod Laver, y ha pasado únicamente 5h 15′ en la cancha durante el torneo. Es un logro sin precedentes en Australia.

“Siendo honesta, esas no son las estadísticas que uno quisiera que se conocieran”, dijo Sharapova que ha brillado con más intensidad que nunca.

Luego de abrir con un par de victorias por 6-0, 6-0, Sharapova destrozó 6-1, 6-3 en la tercera ronda a Venus Williams, que ha ganado siete majors, y en la cuarta ronda apabulló por 6-0, 6-1 a Kristen Flipkens.

En la jornada nocturna, la campeona vigente Victoria Azarenka también se instaló en las semifinales tras derrotar por parciales 7-5, 6-1 a la rusa Svetlana Kuznetsova.

Azarenka quebró el saque de Kuznetsova en el undécimo game de un reñido primer set que consumió 1h 17′.

La bielorrusa hizo valer su servicio en el siguiente game y se apuntó el parcial con su tercera bola de set cuando Kuznetsova dejó un revés durmiendo en la red.

La próxima rival de la número uno del mundo saldrá de la ganadora del duelo entre las estadounidenses Serena Williams y Sloane Stephens.

El año pasado, Azarenka atrapó su primera corona de Grand Slam al vencer Sharapova en el Melbourne Park.

Kuznetsova, quien se perdió casi toda la temporada de 2012 por una lesión en la rodilla, arrancó fuerte con un quiebre de saque que le puso arriba 3-1 en el set inicial. Pero Azarenka logró nivelar el trámite en el séptimo game cuando Kuznetsova cometió una doble falta.

Previa campeona del US Open y Roland Garros, Kuznetsova llegó aquí con un perfil discreto. Venía de alcanzar los cuartos de final en Sydney, luego de sortear obstáculos al inicio.