Obama y legisladores dialogarán sobre presupuesto

Sigue a La Opinión en Facebook
Obama y legisladores dialogarán sobre presupuesto
De izq. a der., el líder del Senado Harry Reid, el presidente Barack Obama, el presidente de la Cámara de Representantes John Boehner, y la representante Nancy Pelosi, luego de develar la estatua en el Capitolio de la activista Rosa Parks.
Foto: ap

WASHINGTON/AP — El presidente Barack Obama se reunirá mañana con los líderes del Congreso para analizar qué hacer con relación a los aproximadamente 85,000 millones de dólares en recortes al gasto público que comenzarán a aplicarse ese día, informó ayer la Casa Blanca.

La reunión está convocada para varias horas después de la entrada en vigencia de los recortes, lo cual sugiere que ambas partes descartan un acuerdo previo.

Asistirán a la reunión los principales dirigentes republicanos, el presidente de la cámara baja John Boehner y el jefe del bloque de senadores Mitch McConnell, y los jefes de los bloques demócratas de senadores, Harry Reid, y representantes, Nancy Pelosi.

Antes del anuncio de la Casa Blanca parecía que no había conversaciones para encontrar una mejor forma de enfrentar la deuda de 11,700 billones de dólares que enfrenta el país. Algunos republicanos de la oposición se veían dispuestos a permitir que los recortes entraran en vigor y dejar que la atención pase a un plazo fiscal aún más preocupante que vence a fines de marzo, el cual podría derivar en una posible parálisis gubernamental.

Los dos partidos han dicho que los recortes podrían infligir graves daños a programas gubernamentales, a las fuerzas armadas y a la economía en general. Los expertos creen que el impasse ya está desacelerando la recuperación de la frágil economía tras la llamada Gran Recesión.

McConnell dijo que la reunión de mañana estará enfocada en las formas de reducir el gasto gubernamental, pero indicó que no se retractará de su oposición, compartida por muchos colegas suyos de partido, a cualquier aumento en los impuestos.

“Podemos buscar una manera más inteligente de aplicar esos recortes o podemos dejar que se apliquen automáticamente como quiere el presidente. Pero los estadounidenses no aceptarán un nuevo aumento de impuestos para compensar las reducciones acordadas”, dijo McConnell.

Los recortes al gasto retirarían 85,000 millones de dólares del presupuesto gubernamental hasta el fin del año fiscal a fines de septiembre, y poco más de un billón en la próxima década.