Los 12 esquemas “más sucios” de fraude contributivo

Detalles de cada una de estas prácticas según enumeradas por el IRS

Guía de Regalos

Los 12 esquemas “más sucios” de fraude contributivo
Algunas de estas acciones conllevan penas de cárcel.
Foto: Shutterrstock

Historias sobre contribuyentes víctimas de fraude hay para contar y pueden registrarse en cualquier época del año.

Sin embargo, en la temporada de declaración de impuestos, este tipo de delitos, que van desde robo de identidad hasta de reembolso, tienden a incrementarse.

Es por esto que el Servicio de Rentas Internas divulgó la lista de los doce esquemas más sucios de fraude contributivo (Dirty Dozen Tax Scams).

Aunque las personas que incurren en estos delitos pueden enfrentarse a procesamiento criminal y a severas penas, esto no atemoriza a quienes buscan las maneras de apropiarse de lo que no les pertenece.

Sin embargo, usted puede informarse para evitar ser timado o para no caer en estos tipos de delitos.

A continuación detalles de cada uno de los fraudes según detallados por el IRS:

Robo de identidad

Este tipo de acción ocurre cuando un desconocido utiliza información personal, como su nombre y Seguro Social, para cometer fraude y otros tipos de crímenes. En muchos casos, un ladrón de identidad utiliza los datos legítimos de los contribuyentes para, fraudulentamente, llenar los documentos de la declaración y reclamar el reembolso.

Actualmente, el IRS cuenta con 3,000 empleados trabajando con casos de robo de identidad y otros 35,000 fueron adiestrados para detectar prácticas de este tipo.

Si usted teme haber sido víctima de este delito, puede visitar la sección especial en IRS.gov o contactar a la Unidad Especializada de Protección de Identidad al 1-800-908-4490.

“Phishing”

Phishing es un esquema que inicia a través de correos no solicitados o sitios web falsos mediante el cual se le solicita al usuario información personal y financiera. Si se le suministran los datos, los criminales pueden cometer robo de identidad y de datos financieros.

El IRS recomienda reportar a la dirección phishing@irs.gov cualquier cosa relacionado con una comunicación de dudosa reputación. Usted debe recordar que el IRS no inicia contacto con las personas requiriéndole información personal por esa vía electrónica.

Fraude por parte de preparadores de impuestos

Aunque la mayoría de los preparadores son personas honestas y profesionales, hay algunos inescrupulosos que terminan apropiándose del reembolso de sus clientes y robándole datos personales que le fueron suministrados.

Es por esto que seleccionar un profesional con un número de identificación ante el IRS (PTIN) es clave en el proceso. Adicional, la persona debe estar dispuesto a firmar los documentos que serán remitidos a esa oficina.

De acuerdo con el IRS, los preparadores de impuestos son, legalmente, los responsables de la información contenida en la declaración, aún cuando sea preparada por otra persona.

También usted puede denunciar a un preparador llenando una querella utilizando la forma 14157 o llamando al 1-800-TAX FORM (800-829-3676).

Esconder ingresos en el extranjero

Algunos individuos evaden la declaración de impuestos al no reportar sus ingresos ya que los mantienen en bancos en el extranjero, en cuentas de corredores o entidades nominadas utilizando tarjetas de débito, de crédito o transferencia para acceder a esos fondos. Otros utilizan fiduciarios extranjeros, planes de seguros, entre otros medios, para evadir la responsabilidad.Desde el 2009, 38,000 individuos han llegado voluntariamente al IRS para reportar estas cuentas. Sin embargo, a partir del 2012, el IRS reactivó el programa conocido como “Offshore Voluntary Disclosure Program” (OVDP) para que los implicados resuelvan su situación contributiva.

“Dinero gratis” del IRS y fraude relacionado con el Seguro Social

Folletos y anuncios ofreciendo dinero del IRS luego de que el contribuyente llena una declaración con poca o ninguna documentación es un esquema que se ha popularizado entre iglesias a lo largo de Estados Unidos. A los timados se les promete reembolsos sin un requerimiento para completar los formularios de impuestos.

También se da el caso de que los estafadores convencen a las víctimas prometiéndoles reembolsos por Seguro Social que no existen.

Errores intencionales de este tipo pueden llevar a multas de $5,000.

Falsos representantes de organizaciones caritativas

Este tipo de esquema se da, particularmente, en momentos de emergencia o de desastres naturales, cuando algunos inescrupulosos se hacen pasar por representantes de organizaciones de ayuda a los afectados, pero al final terminan obteniendo dinero e información privada de los contribuyentes.

En algunos casos, los involucrados se hacen pasar por empleados del IRS y le piden a las personas información financiera, entre otras. También se ha dado la situación de ladrones que solicitan fondos mediante sitios web falsos.

Para evitar este tipo de estafas, el IRS recomienda no brindar información como Seguro Social o datos de tarjetas de crédito. Tampoco es recomendable dar dinero sin corrobar la procedencia de la organización.

El IRS cuenta con una página para verficar la legitimidad de las organizaciones.

Inflar los ingresos y los gastos

Esto incluye ingresos que nunca fueron devengados así como salarios para aumentar los créditos reembolsables. También se da la modalidad de personas que reclaman créditos para los que no son elegibles. Incurrir en este tipo de práctica puede resultar en repagos de reembolsos, que incluyen intereses, pero también en procesamiento criminal.

Reclamos falsos de reembolso bajo forma 1099

Mediante este fraude, las personas hacen reclamos de reembolso basados en la idea de que el gobierno federal mantiene cuentas secretas para ciudadanos estadounidenses y que se puede ganar acceso a las mismas por medio de la forma 1099-OID. Bajo este esquema, el involucrado llena una declaración con información falsa para justificar un reembolso que no le corresponde.

Argumentos frívolos

Algunas personas se dedican a influenciar a los contribuyentes para que éstos pidan ser eximidos de declarar sus impuestos. El IRS cuenta con una lista de argumentos frívolos que deben ser evitados.

Reclamar cero ingresos

Llenar la declaración con datos falsos que reduzcan la obligación contributiva es ilegal. Comúnmente, se utiliza la forma 4852 (sustituta de la W-2) o un formulario corregido de la 1099 para incurrir en la ilegalidad.

Lo anterior puede implicar penalidades de hasta $5,000.

Disfrazar propiedad corporativa

Terceras personas son a veces utilizadas para solicitar la identificación de empleados y documentos corporativos para, de esta forma, ocultar la titularidad de un negocio, esto para no reportar los ingresos correspondientes o reclamar deducciones ficticias.

Mal uso de fiduciarios

Históricamente, ciudadanos inescrupulosos han promovido que contribuyentes transfieran sus activos a fiduciarios. Aunque hay usos legítimos de estos ingresos en impuestos y planeación estatal, hay situaciones en que las transacciones prometen reducción de ingresos para propósitos de la declaración, deducciones para gastos personales.