Buscan a los desaparecidos

Rescatistas argentinos van casa por casa en busca de víctimas
Buscan a los desaparecidos
Dos mujeres a las afueras de su casa afectada por el fuerte temporal de lluvias en La Plata (Argentina). Al menos 55 personas murieron a consecuencia de las fuertes lluvias y vientos.
Foto: EFE

EDITORES: agrega la historia de un policía que rescató a un centenar de personas, el número de víctimas fatales identificadas y la vacunación contra enfermedades. Edita

LA PLATA . — Los rescatistas buscaban el jueves casa por casa y en las calles a las personas desaparecidas, en tanto las autoridades se afanaban por terminar de identificar los cadáveres que dejó el temporal que inundó gran parte de la ciudad argentina de La Plata y dejó 51 muertos.

De las más de 20 personas buscadas en las últimas horas “casi todas han sido recuperadas”, dijo el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli, al dar a conocer en una rueda de prensa la situación en la capital de ese distrito. Perros entrenados para el rescate se sumaron a la búsqueda de víctimas fatales en viviendas donde las aguas alcanzaron dos metros de altura.

El temporal que se abatió sobre La Plata el martes por la noche fue el más devastador que haya sufrido esta ciudad situada a unos 60 kilómetros al sur de Buenos Aires. Anteriormente, fuertes lluvias cayeron sobre la capital argentina causando la muerte de seis personas y numerosos trastornos, como cortes de luz que todavía persisten en algunos barrios.

La policía, el ejército, la gendarmería (policía de fronteras), los guardacostas y los bomberos participan en la búsqueda de cadáveres y el rescate de damnificados en La Plata.

Las víctimas perecieron ahogadas, electrocutadas o arrastradas por riadas de agua que circulaban por las calles de la ciudad, dijo Scioli. Añadió que 40 cuerpos fueron identificados y cerca de 1,000 personas siguen evacuadas.

“Los centros de evacuados cada vez tienen menos gente que pueden ir planificando la vuelta a casa”, afirmó el gobernador, quien aseguró que “el Estado va a estar más presente que nunca en sus distintos niveles para encarar este camino de reconstrucción” a través de subsidios, créditos y exención de impuestos.

Durante el temporal, decenas de personas tuvieron que refugiarse en los techos de sus viviendas y en los árboles para no ser arrastrados por el agua.

“Vamos casa por casa… para ver si algún abuelo o miembro de la familia quedó atrapado… vamos a organizar todos los mecanismos para lograr que cada familia recupere lo perdido”, afirmó el gobernador.

Scioli señaló que “afortunadamente ya no hay más aguas en las calles.” Agregó que en las próximas horas el número de vecinos sin luz se reducirá a 5,000 de los 13,000 que hay en la actualidad.

El gobernador también dijo que en la noche del miércoles se produjeron “episodios menores de inseguridad” como saqueos a comercios, que “fueron controlados.”

En La Plata y en Buenos Aires se instalaron distintos centros para recibir ropa, comida y agua potable para los damnificados. En esa primera ciudad, cientos de personas hacían filas ante los establecimientos de ayuda que repartían colchones, alimentos y otros víveres. El gobernador bonaerense y la ministra de Desarrollo Social, Alicia Kirchner, se presentaron en uno de esos lugares y fueron recibidos con abucheos e insultos.

La hermana del difunto ex presidente Néstor Kirchner (2003-2007) fue recibida con cánticos de “que se vaya” y reproches porque la ayuda “llegó tarde.” “Te entiendo, entiendo que estás enojado”, respondió la funcionaria a uno de los que le increpaban.

Entre las víctimas mortales está Lucila Ahumada de Inama, una de las integrantes de la organización humanitaria Abuelas de Plaza de Mayo, la cual busca a los hijos de desaparecidos que fueron robados durante la última dictadura militar (1976-1983).

La anciana fue hallada muerta en su casa bajo 1.70 metros de agua. La mujer se dedicaba a la búsqueda de su nieto, que al parecer nació en un centro clandestino de detención en 1978. Los padres, Daniel Inama y Noemí Macedo, fueron secuestrados el 2 de noviembre de 1977, cuando ella estaba embarazada de seis meses.

“La política y la sociedad civil tendremos que hacernos cargo de fijar los criterios de previsión y prevención para que en adelante, ante futuras contingencias en ocasiones inevitables, los daños y las pérdidas sean menores, para que no se repita nunca más tanto dolor”, dijeron las Abuelas en un comunicado.

Alejandro Fernández, un policía de 44 años, salvó con su propia lancha a cerca de 100 personas, según presenciaron testigos del barrio de Tolosa, uno de los más afectados por el temporal. “Yo estaba en mi casa con mi señora mirando la tele, vimos el desastre y le dije: ‘voy a sacar la lancha para ayudar”, contó Fernández .

Señaló que no rescató a los vecinos que estaban sobre el techo de sus casas “porque estaban seguros” sino a los ancianos a los que dejaba “en una esquina, donde esperaba mi señora y el doctor (José Alberto) Avelar”.

El policía estuvo toda la noche del martes trasladando gente a lugares seguros.

Avelar, que asistió por su parte a los damnificados que sufrían hipotermia, dijo a la AP que lo que hizo el policía “fue increíble…la acción de Alejandro nos arrastró a todos a ayudar.”

Los hospitales de La Plata atienden con problemas debido a los daños ocasionados por la tormenta.

“Nos quedamos sin luz y agua y tuvimos que trasladar a los 38 internados críticos a otros centros”, dijo el vicepresidente del consejo directivo del Hospital Español, Luis Galdamez en declaraciones recogidas por el sitio del diario La Nación. En algunos lugares del hospital, el agua superó el metro y medio.

Se prevé que en la noche del jueves se normalice el servicio de electricidad en Buenos Aires y sus alrededores, dijo al canal C5N el ministro de Planificación de Argentina, Julio De Vido.

El funcionario precisó que hay 31.394 usuarios con cortes de luz, lo que representa unas 120.000 personas, mientras que en La Plata se registran 34.000 cortes.

De Vido anunció además en declaraciones al mismo canal que el gobierno sancionará a la empresa Telefónica de Argentina por “el pésimo manejo de la crisis” a causa del colapso de las líneas en medio del temporal y que se evaluaba la misma medida “contra las compañías eléctricas.”

El ministerio de Salud informó que comenzará una campaña de fumigación para evitar la propagación del mosquito causante del dengue debido al estancamiento de agua. Los ministerios de Salud nacional y bonaerense implementaron un operativo de vacunación contra la gripe y la hepatitis A en los centros de evacuados y en cuatro hospitales móviles.