Pedida al Congreso medalla de oro para los “Borinqueneers”

Proyecto de ley bipartita destaca el sacrificio de estos ciudadanos que sirvieron en las fuerzas armadas de los Estados Unidos
Pedida al Congreso medalla de oro para los “Borinqueneers”
En el 2012, el Departamento de Defensa de los Estados Unidos les hizo entrega de un reconocimiento a los "Borinqueneers".
Foto: Archivo

Washington, 25 abr – El comisionado residente de Puerto Rico en Washington, Pedro Pierluisi, anunció que este jueves presenta un proyecto de ley bipartita, junto al congresista Bill Posey, para otorgar la medalla de oro del Congreso de Estados Unidos al regimiento 65 de Infantería, conocido como los “Borinqueneers”.

La medalla de oro del Congreso es considerada la condecoración más alta otorgada por ese cuerpo a un grupo o individuo en reconocimiento a sus logros y sacrificios excepcionales.

“Durante los últimos 115 años Puerto Rico ha sido un territorio de los Estados Unidos y los puertorriqueños han servido en las fuerzas armadas en defensa de nuestra nación en el país y en el extranjero. El linaje de los ‘Borinqueneers’ es un ejemplo de esa orgullosa tradición de servicio militar que data de 1899 y cuyo legado se continúa sintiendo hasta el día de hoy, tanto en la isla como en los Estados Unidos continentales”, expresó Pierluisi.

Según el funcionario, la unidad de la 65 Infantería “se merece este reconocimiento por su servicio pionero militar, la devoción al deber y sus actos de valor en momentos de adversidad”.

El regimiento fue el único segregado en la historia de las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos, compuesto en su mayoría por puertorriqueños.

A pesar de que la unidad estuvo restringida a funciones no combatientes durante la Primera y Segunda Guerra Mundial, eso cambió con la Guerra de Corea, ya que el regimiento fue llamado a servir una vez más, pero esta vez en la líneas del frente.

Los “Borinqueneers” lucharon desde 1950 hasta el 1952 en algunas de las batallas más feroces de la guerra.

Más de 60 mil puertorriqueños sirvieron en el ejército de los Estados Unidos durante la Guerra de Corea, la mayor parte de ellos en el regimiento 65 de Infantería.