Arde Camarillo

Voraz incendio consume miles de acres, cierra autopista y obliga evacuaciones
Arde Camarillo
Reuben Ruiz hace una llamada mientras observaba como el fuego se acercaba cada vez más a las residencias en el área de Camarillo, en el Condado de Ventura.
Foto: AP

Un incendio forestal alimentado por los intensos vientos Santa Ana se expandió el jueves por las inmediaciones de algunas comunidades del Sur de California, obligando a la evacuación de viviendas y de una universidad, mientras continuaba avanzando y quemando vehículos recreativos.

El incendio comenzó durante la hora pico de la mañana en la autopista 101 en la zona de Camarillo, a unas 50 millas al oeste de Los Ángeles. Se expandió rápidamente por los vientos, que también azuzaron otros dañinos incendios en la región.

Las órdenes de evacuación incluyeron al recinto universitario de California State University, Channel Islands, que se encontraba cubierto de humo y cuenta con unos 5,000 estudiantes.

Las llamas continuaron avanzando rápidamente por las laderas hacia las subdivisiones, según el Departamento de Bomberos del Condado Ventura. Se quemaron más de 8 mil acres, el equivalente a unas 10 millas cuadradas, sin contención. También destruyó un conjunto de vehículos recreativos que se encontraban en un estacionamiento, cuando las llamas se acercaron al parque de casas rodantes.

No hubo denuncias de viviendas incendiadas. Tampoco hubo bomberos heridos.

Las autoridades del Departamento de Bomberos informaron el jueves por la tarde que un equipo especialista en materiales peligrosos se encargaría del incendio en una tienda con pesticidas de alto nivel tóxico en una propiedad de Laguna Farms próxima a la universidad. Se advirtió a los residentes de la zona que se mantuvieran lo más alejados del humo que fuera posible.

Más de 850 bomberos y agentes del orden público de varios organismos trabajaron para proteger varias viviendas en los alrededores de Camarillo Springs Golf Course y en una sección del vecino Thousand Oaks.

Los aviones cisterna se mantuvieron en tierra durante la tarde debido a los vientos, que alcanzaron las 50 millas por hora. Los aviones lanza agua y retardador de llamas, junto con seis helicópteros intentaban crear un perímetro para contener el fuego.

Los vientos Santa Ana transportaron mucho humo y brasas calientes a las viviendas y los campos con cultivos de fresas en el sur. Al mediodía, los cobertizos de los establecimientos agrícolas quedaron envueltos en llamas en medio de un claro entre las filas de cultivos.

Estos vientos secos que arrasan con la vegetación y provienen del noreste hicieron que los niveles de humedad se desplomaran de 80% a valores de una cifra en menos de una hora. Las temperaturas alcanzaron los 90 grados en Camarillo. La Patrulla de Carreteras de California (CHP) clausuró durante cierto tiempo una sección de 10 millas de la Autopista Pacific Coast en Point Mugu. Reanudó su funcionamiento a mitad de la tarde.

Mark Brewer, de 52 años, se encontraba descansando en un centro de evacuación el jueves por la tarde, cuando él y unos 25 adultos y niños fueron evacuados de un refugio para personas desamparadas gestionado por el condado. Antes de retirarse, Brewer pudo ver las llamas que se aproximaban y bajaban por la ladera en dirección al edificio.

“Esto es parte de estar en el Sur de California, es como los terremotos”, dijo Brewer.

Brewer, que perdió su trabajo en el sector de las hipotecas hace un año y medio, pudo echar mano a su computadora portátil, algunas prendas de ropa y documentos de la habitación donde vide antes de dirigirse a una iglesia en Camarillo, donde las personas evacuadas seguían con total concentración los programas de televisión sobre los incendios.

A unas 100 millas al este, dos viviendas, algunas edificaciones exteriores y varios vehículos quedaron destruidos. Además, otras dos viviendas sufrieron daños a causa de un incendio de 5 acres que causó la evacuación de una escuela primaria en Jurupa Valley, informó Theresa Williams, portavoz de CalFire.

En otros sitios de California, las cuadrillas lograron avanzar en un incendio de 4.5 millas cuadradas al pie de las colinas en las Montañas San Bernardino, al norte de Banning, informó Jody Hagemann, portavoz del Departamento de Bomberos del Condado Riverside.

El incendio, que quemó una vivienda el miércoles, pudo ser contenido un 40%, y sólo se observaron llamas esporádicas.