Hermanos Castro ni se miran en corte de Cleveland

Jueza libera a Pedro y Onil Castro por no estar relacionados a los secuestros de las tres mujeres
Hermanos Castro ni se miran en corte de Cleveland
Desde la izquierda, Onil, Pedro y Ariel Castro, durante su comparecencia hoy en el tribunal.
Foto: AP

Cleveland (OH) – Durante los poco menos de cinco minutos que estuvieron juntos hoy, en un tribunal de Cleveland, los hermanos Pedro y Onil Castro no miraron en ningún momento a su otro hermano, Ariel, a quien la jueza le impuso una fianza de $8 millones por los cargos de secuestro y violación de tres jóvenes que mantuvo retenidas en su casa durante una década.

Ariel Castro, compareció hoy brevemente ante un juez de Cleveland por primera vez desde que fue detenido el pasado lunes por el secuestro de Michelle Knight, de 32 años, Amanda Berry, de 27 años, y Gina de Jesús, de 23 años así como del secuestro de la hija de Berry, Jocelyn, de 6 años.

Castro, vestido con un mono azul, mantuvo durante toda la audiencia la cabeza baja y sólo se dirigió en voz baja a su abogada.

Sus dos hermanos, Pedro, de 54 años, y Onil, de 50 años, habían sido detenidos por cargos no relacionados con el secuestro o violación de las tres jóvenes. El fiscal del caso, Víctor Pérez, había advertido ayer que no presentaría cargos contra ellos.

Pedro y Onil tenían pendientes acusaciones por dos delitos menores relacionados con el consumo de alcohol y drogas en público, y fueron puestos en libertad por la jueza.