Detenido un dirigente del Boca Juniors buscado por la justicia

Un dirigente del Boca Juniors se entregó hoy a la justicia argentina acusado de proveer carnés falsos a los miembros de la 'barra brava' del club, que eran presuntamente comercializados para entrar al estadio 'La Bombonera' en las jornadas de partidos.
Detenido un dirigente del Boca Juniors buscado por la justicia
La Justicia investiga a dirigentes e hinchas violentos del Boca Juniors y detuvo este jueves a 51 miembros de la 'barra brava' del club. EFE/Archivo

Buenos Aires, 24 may (EFE).- Un dirigente del Boca Juniors se entregó hoy a la justicia argentina acusado de proveer carnés falsos a los miembros de la ‘barra brava’ del club, que eran presuntamente comercializados para entrar al estadio ‘La Bombonera’ en las jornadas de partidos.

Carlos Mechetti, director del Departamento de Socios del club, cuya orden de detención dictó el juez Manuel de Campos, quien investiga la posible comisión del delito de asociación ilícita, se presentó en los tribunales de Buenos Aires tras ser intensamente buscado la noche del jueves por policías federales de la División Homicidios.

La Justicia investiga a dirigentes e hinchas violentos del Boca y detuvo el jueves a 51 miembros del grupo radical en las cercanías del estado auriazul, una hora antes del partido con el Newell’s Old Boys de los cuartos de final de la Copa Libertadores.

La operación fue dirigida personalmente por el juez De Campos tras establecer que existe connivencia entre algunos dirigentes y miembros de la ‘barra brava’ para la falsificación de carnés, reventa de entradas y financiación del grupo violento.

Fuentes judiciales afirmaron que los cabecillas del grupo fueron avisados de que De Campos tenía previsto efectuar esa operación y por esa causa ninguno de ellos fue al estadio.

Agregaron que el juez tiene en su poder varas horas de grabaciones de conversaciones telefónicas que comprometen a directivos, hinchas y oficiales de las fuerzas de seguridad.

Los presuntos vínculos entre los dirigentes y miembros de los grupos de hinchas radicalizados, algunos de ellos en prisión procesados o condenados por otros delitos, son mencionados de manera constante por la prensa argentina, pero muy pocas veces investigados a fondo por la justicia.