El Deportivo cierra un ciclo y apostará por un proyecto de cantera

El Deportivo ha cerrado un ciclo con su segundo descenso a Segunda división en las últimas tres temporadas y tendrá que apostar por un proyecto de cantera, que dirigirá Fernando Vázquez, para tratar de volver a la máxima categoría.
El Deportivo cierra un ciclo y apostará por un proyecto de cantera
El centrocampista de la Real Sociedad Xabi Prieto (i) lucha un balón con Juan Domínguez, del Deportivo de la Coruña, durante el encuentro de la última jornada de Liga disputado el sábado en el estadio de Riazor. EFE

A Coruña (España), 3 jun (EFE).- El Deportivo ha cerrado un ciclo con su segundo descenso a Segunda división en las últimas tres temporadas y tendrá que apostar por un proyecto de cantera, que dirigirá Fernando Vázquez, para tratar de volver a la máxima categoría.

Su delicada situación económica solo le permite dos salidas, que pueden ir de la mano: recurrir a sus jóvenes valores y esperar que el agente portugués Jorge Mendes, como en los dos cursos anteriores, le eche una mano.

Nada más consumarse el descenso, el presidente, Augusto César Lendoiro, apuntó las líneas maestras del camino que llevará el equipo en los próximos años.

“Haremos todo lo que esté en nuestra mano, un nuevo proyecto cercano a la ciudad deportiva, donde poco a poco van surgiendo jugadores de nivel”, comentó el dirigente tras haber caído ante la Real Sociedad (0-1) en la última jornada del campeonato, en la que el Deportivo dependía de sí mismo para salvarse.

Lendoiro cerrará en los próximos días la continuidad de Fernando Vázquez, el entrenador que permitió al Deportivo llegar a la última jornada dependiendo de sí mismo después de que en febrero, cuando cogió el equipo con 16 puntos, nadie apostara por una reacción deportiva que permitió rozar el milagro.

“Nos vamos a Segunda, pero tenemos una gran oportunidad de reforzarnos y de salir más fuertes, más unidos y más sanos en estos momentos en los que el club necesita ir por otro camino. Volveremos con un equipo joven, de futuro, canterano. Ese es el futuro del Deportivo. Seguro que ese proyecto enganchará a muchísima gente”, expresó el técnico.

Vázquez, que llevaba casi seis años sin entrenar, se presenta como el técnico idóneo para asumir ese proyecto de cantera al que se aferrará el Deportivo, un proyecto en el que Galicia debe tener peso y que debe ser aceptado por la afición.

“Necesitamos un pacto entre club y afición. Vamos a coger otro camino diferente y eso necesita una presentación en sociedad y un apoyo unánime y sin condiciones de nuestra gran afición. Si se diera así, el futuro estaría garantizado para el Deportivo”, afirmó el preparador blanquiazul tras la decisiva derrota ante la Real.

La cantera tendrá las puertas abiertas, pero el Deportivo, por su situación económica, necesita regresar cuanto antes a la elite del fútbol nacional. Conjugar ambas circunstancias es clave.

“Hay que volver lo antes posible, pero evidentemente tenemos que volver con seguridad, con tranquilidad. Va a depender de la capacidad de gestión y trabajo que este grupo de técnicos y el club seamos capaces de hacer”, valoró Vázquez.

El Deportivo inició su apuesta fuerte por la cantera en 2003, cuando puso en funcionamiento la ciudad deportiva de Abegondo, su peso en el primer equipo ha sido cada vez más fuerte, paralelamente a las dificultades económicas y a metas deportivas menos ambiciosas que las que tuvo a principios de la década pasada.

Hay jóvenes valores que llaman a la puerta de Fernando Vázquez, como Pablo Insua, que esta temporada debutó con el primer equipo antes de que llegara al banquillo el técnico de Castrofeito, que también ha echado el ojo a jugadores como Lemos o ‘Bicho’, internacional en las categorías inferiores de la selección española.

Pero el filial blanquiazul ha jugado esta temporada en Tercera y el salto a Segunda es grande, lo que genera dudas sobre el rendimiento que pueden ofrecer a un equipo que no tiene tiempo que perder porque económicamente está apurado, en concurso de acreedores desde enero.

Por eso Lendoiro confía en que Mendes, al que elogió días antes del descenso, no le abandone en un verano en el que más de la mitad de la actual plantilla dejará de pertenecer al Deportivo.

Acaban contrato el máximo goleador, Iván Sánchez ‘Riki’, que aún no se ha pronunciado sobre su futuro, pero que parece estar lejos de A Coruña, el portero argentino Germán Lux, Carlos Marchena y Jesús Vázquez.

Y finalizan sus periodos de cesión los brasileños Kaká Bezerra y Evaldo; el colombiano Abel Aguilar; los portugueses André Santos, Diogo Salomao, Luis Miguel Afonso ‘Pizzi’ y Nélson Oliveira; y Javier Camuñas.

Además, Juan Carlos Valerón, que tenía contrato hasta 2015, ha anunciado que deja el Deportivo y decidirá en los próximos días si también cuelga las botas o sigue en activo un año más en otro club.

Solo diez jugadores tienen contrato: Aranzubia, Laure, Manuel Pablo, Aythami, Zé Castro, Ayoze, Álex Bergantiños, Paulo Assunçao, Juan Domínguez y Bruno Gama; a los que se sumarán al menos dos de los tres cedidos, Juan Carlos (Huesca) y Seoane (Córdoba), con la duda de David Rochela (Hapoel Tel Aviv de Israel).

Ante ese panorama deportivo, Lendoiro afrontará, como en las últimas temporadas, un verano de movimientos con la caja bajo mínimos.