Gobernador de Florida le pide a Obama que baje los impuestos

La propuesta de Rick Scott responde a las medidas económicas que defendió el presidente ayer en Illinois
Sigue a La Opinión en Facebook
Gobernador de Florida le pide a Obama que baje los impuestos
Scott rebajó los impuestos en el estado.
Foto: Archivo

Miami – El gobernador de Florida, Rick Scott, pidió hoy al presidente Barack Obama que siga el ejemplo de su estado y rebaje los impuestos para ayudar a las empresas a invertir y a crear puestos de trabajo.

Scott realizó esta petición justo el día en que el presidente de Estados Unidos realiza una visita al puerto de Jacksonville (Florida), segunda etapa de una gira por el país con la que pretende poner el foco en la economía y la lucha contra las desigualdades sociales.

En un comunicado, el gobernador Scott respondió a las palabras de ayer de Obama en Illinois, donde el presidente anunció nuevas iniciativas económicas que ayuden al crecimiento de EE.UU.

Scott pidió al presidente que si de verdad quiere hacer algo por la economía del país, debe seguir el ejemplo de Florida y rebajar los impuestos a las empresas.

“Los altos impuestos afectan a la creación de empleo, así de simple”, dijo Scott, quien añadió que “si el presidente quiere dar la vuelta a la economía nacional como hemos hecho en Florida”, debe seguir el ejemplo de este estado y rebajar los impuestos federales para que las empresas “puedan invertir y crear puestos de trabajo”.

Obama tiene previsto hoy pronunciar hoy en el puerto de Jacksonville un discurso sobre inversión en infraestructuras, dentro de su campaña para destacar la necesidad de centrar esfuerzos en la recuperación económica.

En su discurso de ayer en la Universidad Knox (Illinois), Obama alertó de la “creciente desigualdad” en el país, pidió a la clase política que se concentre en la recuperación económica, y subrayó de nuevo de nuevo el efecto positivo que tendría la aprobación de la reforma migratoria.

El presidente estadounidense advirtió también de que no permitirá que “el estancamiento, la inacción o la indiferencia deliberada” se interpongan en su camino, al criticar en particular a la “facción” de los republicanos que se opone a todas y cada una de sus propuestas.