Se suicida reo que ayunaba en prisión estatal

La víctima se ahorcó y era parte de centenares de prisioneros que están en huelga de hambre en cárceles del estado como protesta por las condiciones de aislamiento.
Se suicida reo que ayunaba en prisión estatal
Alvin Sánchez, de 2 años, cuyo padre estuvo en aislamiento solitario en prisión, protesta en Los Ángeles.
Foto: La Opinión - J. Emilio Flores

Un interno que participaba en una huelga de hambre en una prisión de California se suicidó en su celda, informaron ayer autoridades penitenciarias.

La muerte del interno de 32 años, aparentemente por ahorcamiento, ocurrió el lunes pasado en la unidad de segregados en la Prisión Estatal de California, cerca de la cárcel de Corcoran.

Las autoridades no lo habían difundido sino hasta este sábado, cuando el diario Los Ángeles Times solicitó la información tras enterarse de versiones de grupos defensores de internos.

Las condiciones de aislamiento son parte de las causas de la huelga de hambre, que empezó el 8 de julio y que ha llegado al día 20 con 601 internos que continúan en su protesta de no ingerir alimentos.

Terry Thornton, vocera del Departamento de Correccionales de California, rechazó dar a conocer la identidad del interno hasta no contactar e informar a sus familiares.

Thornton indicó que el hombre, quien tenía una doble sentencia de cadena perpetua por intento de asesinato en primer grado, fue encontrado inconsciente en su celda y declarado muerto al ser traslado a un hospital.

El movimiento de solidaridad con los presos reportó el nombre del fallecido como Billy Sell, “El Güero”, quien purgaba una condena por intento de homicidio en primer grado y estaba pendiente de juicio por el asesinato de un compañero de celda en 2007.

Deborah Hoffman, portavoz del Departamento de Prisiones (CDCR), respondió en un comunicado que era irresponsable e incendiario decir que el preso muerto había fallecido a causa del ayuno.

“Su muerte está siendo investigada como suicidio, y al momento de su fallecimiento no participaba en la huelga de hambre”, dijo Hoffman, quien aclaró que el médico forense determinará la causa del deceso.

La Coalición en Solidaridad con la Huelga de Hambre está preocupada porque no creen que los reos estén recibiendo el tratamiento médico adecuado.

Mientras se aclara esta muerte, lo único bueno de la huelga es que los mediadores de los reclusos ya tienen varios días en negociaciones con las autoridades del Departamento de Prisiones. La principal demanda es poner fin al aislamiento por años y décadas de los presos involucrados en las pandillas.