Los Ángeles refuerza campaña contra absentismo escolar

En Los Ángeles, dos tercios de estudiantes faltan a la escuela al menos 3 días durante el año escolar. 25 distritos escolares del condado participarán en la iniciativa "I'm in" para reducir el absentismo escolar
Los Ángeles refuerza campaña contra absentismo escolar
El absentismo crónico es una alerta roja en escuelas.
Foto: Esmeralda Fabían

Eddie Flores tiene solo 17 años pero ya ha estado en prisión y ha vivido experiencias que no quiere que se repitan. Por eso decidió aprovechar una segunda oportunidad que se le ofrecía, para poder salir adelante en la vida.

“Fue duro, pero eso me ayudó a darme cuenta de que la única salida para mejorar mi vida era regresar a la escuela”, compartió el joven.

Una vez que salió de prisión, y gracias a la ayuda de la organización Operation Street Kids, regresó a la escuela Free LA, con la intención de concluir sus estudios de preparatoria y convencer a muchos jóvenes, principalmente latinos como él, de que faltar a la escuela puede tener consecuencias muy negativas.

“Empecé a faltar de vez en cuando, luego ya nunca iba a mis clases, y después empecé a quedarme en la calle a hacer cosas indebidas con mis amigos”, recuerda Flores, cuya madre Jennifer, oriunda de El Salvador, nunca se dio por vencida.

“Como padre nunca hay que cansarse de buscar ayuda para nuestros hijos en la escuela, en organizaciones y con apoyo incondicional”, dijo la mujer. “Ahora mi hijo quiere llegar lejos con su educación y me alegro de nunca haberme dado por vencida con él”, expresó.

El mensaje positivo de esta madre y su hijo, sirvieron de ejemplo para el anuncio del segundo año de la campaña “I’m in”, de la Oficina de Educación del Condado de Los Ángeles (LACOE), la cual busca combatir el absentismo escolar.

Este año en lugar de 13 son 25 los distritos escolares del condado que participarán en la iniciativa, entre ellos el de Paramount, Bellflower, Alhambra y Los Ángeles.

“Una ausencia a clases, justificada o no, siempre resulta en perdida substancial en tiempo de instrucción y por lo tanto tiene consecuencias académicas negativas”, dejo en claro el superintendente de LACOE, Arturo Delgado.

Este compartió estadísticas que muestran la gravedad del absentismo escolar. A nivel nacional hasta un 15% de los estudiantes o 7.5 millones de alumnos faltan a clases en un mes.

“El absentismo crónico es una bandera roja en las escuelas del condado, donde la tasa de absentismo es de 32% , superior al promedio estatal de 28%”, compartió el funcionario.

“Es un problema complejo, algunos estudiantes escogen no asistir, mientras que otros sufren de problemas de tipo económico, enfermedades o incluso no tienen un hogar”, agregó Delgado.

La miembro de la junta directiva del Distrito Escolar de Los Ángeles (LAUSD), Mónica García, destacó que su distrito ha dado pasos importantes para prevenir el absentismo.

“Hemos reducido las suspensiones, para que nuestros alumnos pasen menos días lejos de a escuela. El año pasado de 23,000 a 13,000 suspensiones”, afirmó. “Lo mejor es que hemos encontrado formas de ayudar con consejería en sus casa, para resolver la situación”, dijo García.

Hernán Vera, presidente de Public Counsel, la organización legal pro bono, dijo que dicho cambio ha sido benéfico y en favor de los derechos de los estudiantes. “Por mucho tiempo las escuelas lo manejaron como un asunto judicial ,que terminaba con una multa, ir a corte y finalmente orillaba a que los estudiantes dejaran definitivamente la escuela”, subrayó.

Sobre si dicho problema afecta principalmente a estudiantes latinos, Vera dijo que no necesariamente. “Este es un problema que afecta a todos los estudiantes, latinos o no”.

Por su parte, Delgado señaló que definitivamente los estudiantes que viven en nivel de pobreza tienen más riesgo de dejar la escuela, y esto coloca a los latinos entre ellos.

I’m in” logró que en LAUSD, 357 de sus alumnos de secundaria lograran asistencia perfecta, es decir sin faltar un solo día a clases, el pasado año escolar.

Alrededor de la web