Choque de trenes en Houston

Caín Velásquez y Junior dos Santos cierran trilogía histórica

Choque de trenes en Houston
Caín Velásquez (der.) castiga a Dos Santos en su segunda pelea, el 29 de diciembre de 2012, en la que recuperó el cetro mundial.
Foto: Foto cortesía: UFC Español

LAS VEGAS, Nevada.— Caín Velásquez y Junior dos Santos completarán el próximo sábado una de las más épicas trilogías de los deportes de combate, equiparada únicamente con las guerras protagonizadas por los legendarios boxeadores Muhammad Alí y Joe Frazer en el boxeo.

Con una victoria por bando hasta el momento, ambos gladiadores cerrarán esta semana su preparación para lo que se vaticina como un combate de proporciones inimaginables, tomando en cuenta que representa también una rivalidad de naciones entre México y Brasil.

En la primera pelea se impuso el brasileño por nocaut el 12 de noviembre de 2011 en un combate al que el mexicoamericano llegó luego de varios meses de inactividad por una lesión en el hombro derecho, pero el 29 de diciembre de 2012, en la revancha, el nativo de Salinas, California, recuperó su cetro.

Caín Velásquez es el primer atleta de origen mexicano en ganar un título completo en cualquier deporte de combate, mientras que el brasileño “Cigano” Dos Santos es considerado como el peleador con las manos más pesadas de UFC.

“No tenemos nada el uno contra el otro, simplemente el cinturón es mío y él sabe que para conseguirlo debe vencerme. Eso no pasará”, enfatizó Velásquez, quien sufrió el único revés de su carrera frente al brasileño en noviembre de 2011.

Ahora ambos llegan renovados luego de sus victorias por KO en el UFC 160, tras dar cuenta de Antonio “Bigfoot” Silva y Mark Hunt, respectivamente.

“El título le pertenece a Brasil y me daré a la tarea de regresárselo. Caín es un gran campeón, pero yo soy el único que puede vencerlo’, así que no repetiré los errores de nuestra última pelea a la que llegué sobreentrenado. En esta ocasión saldré con la mano en alto, no hay duda de eso”, apuntó Dos Santos.

En su última pelea directa en el UFC 155, Caín se desquitó del nocaut que le propinó Dos Santos en el 2011, ganándole el combate de punta a punta por decisión unánime.

Para Caín, la situación está clara: se enfrentan los dos mejores peleadores de la división de los completos.

“No hay muchas dudas en cuanto al calibre de esta pelea. Yo solo pienso en ganar, en retener este cinturón, porque no peleo solo por mí. Peleo por mi raza, por mi gente, por todos los latinos que viven en este país”, sostuvo.

El UFC 166, que tendrá lugar en el Honda Center de Houston, Texas, será la cartelera de Pago por Ver más esperada del 2013, tanto así que los boletos se agotaron en tan solo unas horas, obligando a los ejecutivos de UFC habilitar más localidades para el evento.

“Ésta es una de las rivalidades que marcarán no sólo el UFC, sino a los deportes en general. Estos chicos son los mejores en su división y cualquiera puede ganar. Un solo golpe puede marcar la diferencia en esta pelea”, apuntó el presidente del UFC, Dana White.