Son los Jefes de todos

Kansas City suma 8 victorias en fila, su mejor inicio desde el 2003
Sigue a La Opinión en Facebook
Son los Jefes de todos
Los jugadores de Kansas City saltan y se abrazan para celebrar un touchdown en el encuentro de ayer contra los Cafés de Cleveland.

KANSAS CITY (EFE).- El mariscal de campo Alex Smith lanzó para 225 yardas y dos touchdowns y llevó a los Jefes de Kansas City a un triunfo por 23-17 sobre los Cafés de Cleveland para ampliar su invicto a 8-0 en lo que va de campaña.

Los Jefes (8-0) se mantienen como el único equipo sin conocer la derrota en lo que va de la temporada y sumaron su quinto triunfo consecutivo en su campo del Arrowhead Stadium, en donde están con números de 5-0.

Kansas City que se encuentran en su mejor inicio de temporada desde el 2003, construyeron un liderazgo de 20-7 casi al final de la primera parte del partido, antes de que Cafés (3-4) intentaran una remontada que al final se quedó corta.

Smith completó 24 de 36 pases para 225 yardas con dos pases de touchdown a su receptor Anthony Sherman, con envío de 12 yardas en el segundo cuarto, y a Dexter McCluster, de 28 yardas, en ese mismo lapso.

El pateador Ryan Succop consiguió tres goles de campo de 42, 35 y 40 yardas respectivamente para apoyar el ataque de Smith.

Por los de Cleveland, el mariscal de campo Jason Campbell, que inició por Brandon Weeden, que no ha podido conducir eficientemente al equipo, completó 22 de 36 pases para 293 yardas con dos pases de anotación.

Josh Brown convirtió cinco goles de campo, la mayor cantidad en su carrera, y los Gigantes de Nueva York sobrevivieron a la lesión del receptor Víctor Cruz para vencer 15-7 a las Águilas de Filadelfia.

Cruz salió en el tercer cuarto del juego, cuando los Gigantes ganaban por 12-0. Al parecer la lesión ocurrió al ser lanzado al suelo, luego de atrapar un pase.

Eli Manning jugó un partido sin errores, por los Gigantes, mientras que Michael Vick regresó a las Águias (3-5), luego de perderse dos encuentros y medio por una lesión de corva.

Los Gigantes (2-6) dejaron atrás una racha de ocho derrotas consecutivas y alargaron a 10 el número de tropiezos seguidos de Filadelfia en casa.

La ofensiva acelerada del entrenador Chip Kelly, que acumuló al menos 425 yardas por las Águilas en cada uno de sus primeros seis partidos, parece ahora averiada. Filadelfia cayó 17-3 la semana anterior ante Dallas, y ahora tuvo otra mala actuación al ataque.

Las Águilas han totalizado 479 yardas en las últimas dos semanas.

Halcones Marinos de Seattle visitan hoy a los Carneros de San Luis en el Edward Jones Dome.

Seattle tiene marca de seis victorias y una derrota para ser primeros en la División Oeste de la Conferencia Nacional; San Luis marcha en el último lugar del área con tres triunfos y 4 tropiezos.