Dan patadas de ahogado

Panamá protesta ante la FIFA por alineación del 'Chaco' Giménez

MÉXICO, D.F.— Desde Panamá quieren “jugarse” su última carta para todavía alcanzar a disputar el repechaje contra Nueva Zelanda: una presunta “alineación indebida” de Christian “Chaco” Giménez durante el Hexagonal Final de la Concacaf.

De acuerdo con 10 Deportivo, suplemento del periódico Panamá América, la Federación Panameña de Futbol procederá legalmente en el asunto porque el “Chaco” disputó minutos en el Torneo Sudamericano Sub-20 del 2001 con Argentina; situación que, según ellos, no debería haberse podido, puesto que toman como ejemplo la negativa que la FIFA envió a la Femexfut con la solicitud de naturalización para Rubens.

A través de su cuenta de Twitter, la Federación panameña dio a conocer la protesta, ya que consideran el caso del “Chaco” Giménez similar al del americanista Sambueza, a quien la FIFA no autorizó el martes pasado integrarse a la selección mexicana a pesar de

La diferencia entre Giménez y Sambueza es que el primero jugó un torneo que, si bien el ente rector reconoce, no considera como oficial en su reglamento, sólo la Confederación Sudamericana de Futbol (Conmebol), ya que ésta es quien lo organiza; en cambio, un Mundial de la categoría (como el Sub-17 en el que estuvo el mediocampista de las Águilas) sí lo es para la FIFA.

De hecho, en el mundo ningún club foráneo o extranjero donde se desarrolle una justa de dichas características locales está obligado a ceder a sus futbolistas a, por ejemplo, los Premundiales de la Conmebol, la Concacaf o cualquier región balompédica.

Los canaleros se quedaron a un minuto de clasificar a la repesca, mas desaprovecharon su oportunidad al permitir que Estados Unidos (2-3) le diera la vuelta al marcador en el último duelo de la jornada del Hexagonal Final.

Fue así como México, pese a su derrota ante Costa Rica (2-1), accedió a la serie de repesca rumbo a Bras en partidos que disputará contra Nueva Zelanda el 13 de noviembre, en el Estadio Azteca, y el día 20 en Wellington.