Crea controversia demanda de concejal electo en Maywood

Un empresario de autolavado y concejal recién electo de Maywood tiene pendiente una demanda contra su ciudad por ser acusado de lavar camiones de carga sin el consentimiento del municipio
Crea controversia demanda de concejal electo en Maywood
Esta imagen muestra la entrada al lavado de autos propiedad de Ricardo Villarreal.
Foto: J. Emilio Flores / La Opinión

La próxima llegada al Cabildo de Maywood de un empresario latino cuyo negocio ha lavado camiones de carga sin permiso del Ayuntamiento ha causado polémica en esta pequeña ciudad.

“La Ciudad le ha dicho que no se puede lavar camiones [de carga]”, subrayó el alcalde de Maywood, Óscar Magaña, quien a partir del 9 de diciembre será colega de Ricardo Villarreal, dueño de un lavado de autos al que acusan de ofrecer su servicio a camiones de carga, sin el consentimiento del municipio.

Villarreal ganó una curul de ese Concilio en la elección del 5 de noviembre. De hecho, fue el aspirante que más votos obtuvo, 676 ó 18.4% del total. Era parte de la alianza política “Rescatemos Maywood”, integrada por Thomas Martin, quien ganó la reelección, y Felipe Aguirre, perdedor del escaño.

Antes de la contienda, Villarreal interpuso una demanda en contra de dicho Ayuntamiento, alegando que su local no limpió camiones de carga con caja o cama, sólo los cabezales de estos, y reclamando que la Ciudad le ofreció la falsa promesa de enmendar el código municipal para ampliar sus servicios.

A principios de este año, su local, Xpress Fleet Wash, localizado en el 4950 de la avenida Slauson, fue multado un par de veces por no limitarse a limpiar autos. El concejal electo dijo a La Opinión que desde hace seis meses decidió dejar de lavar tractores o cabezales y aseguró que jamás infringió la ley. “Yo tengo un negocio de un millón de dólares ¿usted cree que yo voy a operar ilegalmente?”, comentó.

Pero activistas y sus futuros colegas temen que Villarreal ahora abogue por su local desde el Concilio.

“¿Por qué contendió por un puesto en el Cabildo? La demanda nos lo dice: por su propio interés”, señala el también edil electo Eric De La Riva. “En campaña él hablaba del ambiente de Maywood ¿Cómo va a proteger el ambiente cuando lava camiones [de carga] que traen contaminación a la ciudad?”, agregó.

De La Riva también dice que la Ciudad gastará dinero defendiéndose de la demanda, que bien prodrían usar en proveer servicios a la comunidad.

El salario de un concejal en Maywood, de apenas una milla cuadrada y donde los hispanos constituyen el 96% de la población, es de sólo $556 dólares al mes, por tratarse de un empleo de medio tiempo.

El alcalde Magaña, quien siendo presidente de la Comisión de Planeación cuestionó en 2009 a Villarreal sobre si pretendía lavar camiones y éste —asegura— lo negó, indicó que el edil no podrá estar presente en discusiones donde se hable de la querella

Al funcionario le preocupa el papel que hará al asumir el cargo. “Mucha gente se pregunta cómo este señor, que hace unos meses formó la Cámara de Comercio de Maywood, que antes de la elección sacó un periódico que lo promovió, esté tratando de tomar control del Concejo Municipal”.

Para el activista Gerardo Mayagoitia, el empresario debe echar por tierra la demanda contra la Ciudad y asumir las consecuencias por no cumplir con la ley. “Ricardo no es una persona de confianza, ya mintió”, mencionó el residente de esta ciudad desde 1974. “¿Cómo vamos a pensar que peleará por la comunidad, por los pobres? Él está ahí por él, por su beneficio”, añadió.

Villarreal, por su parte, reclamó que sus detractores “están jugando sucio” y que lo obligaron a despedir a seis empleados al eliminar el servicio de lavado de cabezales de camiones de carga en su local. Una vez que asuma el cargo, subrayó, hará lo posible para impulsar la economía local.

“Quiero trabajar con mi comunidad, hacer crecer los negocios”, dijo y enfatizó que no retirara la demanda.