Palermo quedó condicionado tras otra derrota

Godoy Cruz perdió como local por 1-0 frente a Olimpo; el DT dijo que su continuidad la tratará su representante
Palermo quedó condicionado tras otra derrota
Peligra la continuidad de Martín Palermo como técnico del Godoy Cruz
Foto: Mexsport / archivo

MENDOZA.– Olimpo pasó por Mendoza, encadenó su tercera victoria consecutiva, acabó con el invicto de Godoy Cruz como local por 1 a 0 y se le puso en los talones a su vencido en la lucha por salir de la zona del descenso, pero tal vez lo más importante de su paso por tierras cuyanas es que dejó condicionada la continuidad de Martín Palermo como entrenador del Bodeguero. El gol convertido por el sueco Daylan Gissi desempolvó las graves e insalvables diferencias entre el Titán y José Manzur, el presidente del Tomba.

“Estoy muy agradecido a Godoy Cruz por haberme abierto las puertas para realizar mis primeras armas como entrenador, pero quiero dejar bien en claro que no vine a esta institución para jugar con su patrimonio (en clara referencia a declaraciones de Manzur en la semana). No me voy a hacer rico o millonario con la firma de un nuevo contrato, eso que quede bien claro”, dijo en tono elevado Palermo apenas inició la conferencia de prensa.

“Nosotros –reflexionó– llegamos a este club con la misión de sacarlo de la zona del descenso. Lamentablemente, todavía no pudimos cumplir con ese objetivo, pero no por eso hay que dejar de reconocer que se han hecho dos buenos campeonatos en un año. Sacamos 29 puntos el torneo pasado y ahora podemos sumar 25 o 27… es una lástima que estemos hablando de mi contrato.” Las palabras de Palermo fueron tajantes, firmes y sinceras e incluso aseguró que hará cumplir su contrato, que vence el 30 de diciembre, y que el tema de su continuidad en la Bodega lo tratarán su representante (Gustavo Goñi) y el presidente del club.

En lo futbolístico hay que resaltar la eficacia de Olimpo, que con muy poco acabó con el invicto de los dueños de casa. Luego del gol anotado por Gissi, Godoy Cruz esbozó una reacción. Un tiro libre de Fernández fue tapado con dificultad por Nereo Champagne, que dio rebote y por poco David Achucarro no logró la igualdad. El local trató de llegar al empate en el segundo período, pero siempre se encontró con la solidez defensiva de Iván Furios y Néstor Moiraghi, el despliegue de Damián Musto y Leonardo Gil, y el inquietante andar ofensivo del experimentado Pablo Lugüercio.

Palermo echó mano de los relevos, pero no tuvo suerte. Perazzo, por su parte, abroqueló las líneas defensivas e impidió cualquier arresto del dueño de casa, más allá de que Néstor Pitana le anuló mal un gol a Juan Garro cuando se terminaba el partido. Olimpo sigue en racha, sube en los promedios y sueña con permanecer aferrado en la máxima categoría del fútbol argentino.

Alrededor de la web