Cancelan juego de NBA

Humareda impide el partido de San Antonio y Minnesota en México
Cancelan juego de NBA
Tim Duncan, de las Espuelas, habla con un directivo para pedir permiso de reingresar a la cancha y recoger sus pertenencias.
Foto: AGENCIA REFORMA

MÉXICO, D.F.— La Arena Ciudad de México fue evacuada ayer antes de iniciar el partido de la NBA entre Espuelas de San Antonio y los Timberwolves de Minnesota y después de que el humo comenzó a invadir la cancha.

Una funcionaria de la policía de la Ciudad de México dijo que hasta el momento no se conoce de heridos.

Agregó que la causa del incidente fue un corto circuito que se originó en el cuarto de máquinas.

La funcionaria, que habló en condición de anonimato por no estar autorizada a dar información, que aún están en espera de más detalles.

El humo provenía de un generador que sufrió un desperfecto, según informó la portavoz de la NBA, Sharon Lima.

Cuando los jugadores realizaban tiros de calentamiento, las luces de la arena se apagaron y se pudo apreciar mucho humo dentro de la arena.

Reporteros, fotógrafos y asistentes que habían llegado al lugar también fueron evacuados.

El doctor David Schmidt, del equipo de San Antonio, dijo que él recomendó al entrenador del equipo, Greg Popovich, no dejar a los jugadores participar por el humo que abundaba en la cancha.

Por otra parte, la NBA informó que el partido entre Espuelas y los Timberwolves fue pospuesto.

La liga indicó que el partido que se iba a disputar la anoche se montará en una fecha posterior en el Target Center de Minneápolis.

La arena fue evacuada unos 45 minutos antes del arranque, las 6:30 p.m. (hora de Los Ángeles)

Unos 15 minutos después de la hora de inicio, el autobús de los Spurs se alejó de la arena, al igual que el de los Timberwolves.

“Había un montón de humo en el camerino”, relató Manu Ginóbili, el astro argentino del quinteto texano.

Aún en sus uniformes, los jugadores abordaron los autobuses estacionados afuera del coliseo.

A los periodistas y aficionados también se les ordenó evacuar el lugar.

“No nos dijeron lo que estaba pasado, solo que saliéramos”, dijo Ricky Rubio, el base español de los Timberwolves.

En las afueras de la cancha, un helicóptero sobrevolaba la zona a la que también se habían desplegado policías.

Así, la espera tendrá que seguir, pues desde hace 16 años no se realiza un juego de la NBA en territorio mexicano.

Autoridades no registraron lesionados ni víctimas.

Al cierre de la edición, las empresas organizadoras habían emitido una postura al respecto de si habrá reembolso o no para las personas que pagaron por los boletos.